Cómo hacer un tratamiento casero para el cabello y el cuero cabelludo con aceite y manteca de Karité

La manteca de Karité es un compuesto de aceite espeso extraído de los frutos secos del árbol africano de Karité. Según el American Shea Butter Institute esta fórmula contiene vitamina A y funciona como un agente humectante que promueve la curación. Se dice que la manteca de Karité cura las afecciones de la piel como el eccema y la dermatitis hidratando y sellando la zona afectada. Agregar aceite de jojoba y aceite de vitamina E a la manteca de Karité preparadas en casa crea un tratamiento que humecta el cuero cabelludo y le agrega plenitud al cabello.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Necesitarás

  • 8 onzas (240 ml) de manteca de Karité
  • 1 cucharada de aceite de jojoba
  • 1/2 cucharadita de aceite de vitamina E

Instrucciones

  1. Coloca una olla grande llena de agua en la hornilla. Lleva el agua a un hervor y luego reduce de temperatura. Agrega una olla más pequeña al agua. Este es un sistema para calentar al baño María. La olla pequeña queda sobre el agua caliente de la olla grande. El agua no penetra en el recipiente pequeño pero lo calienta.

  2. Agrega la manteca de Kartié a la olla pequeña. Calienta la manteca hasta que alcance una temperatura de 175 grados Fahrenheit. Sumerge un termómetro para caramelos para determinar la temperatura. Calienta la manteca a 175 grados Fahrenheit durante 20 minutos.

  3. Quita la olla pequeña de la hornilla y transfiere la manteca derretida a un tazón grande de metal o a un tazón mezclador.

  4. Vierte el aceite de jojoba y el aceite de vitamina E a la manteca. Usa una batidora eléctrica para mezclar los ingredientes durante aproximadamente 5 a 10 minutos.

  5. Coloca el tazón en el congelador durante 10 minutos. Revisa frecuentemente. El objetivo es enfriar el líquido rápidamente, no congelarlo. Si la manteca desarrolla una capa delgada en la parte superior antes de que transcurran los 10 minutos, elimínala.

  6. Mezcla el compuesto nuevamente durante cinco minutos. Vuelve a colocar el tazón en el congelador y mézclalo varias veces hasta que la manteca se afirme y obtenga una consistencia cremosa. Según el sitio web Aromaweb, la crema batida de Karité luce como un glaseado o como la crema batida.

  7. Quita el producto del tazón y almacénalo en el recipiente de vidrio. Coloca el recipiente en un lugar fresco y seco hasta que estés listo para agregarlo al cabello o al cuero cabelludo.

Consejos y advertencias

  • AromaWeb informa que la manteca de Karité puede tomar fuego. Observa de cerca del compuesto cuando lo calientas.

Más galerías de fotos



Escrito por darla ferrara | Traducido por alejandra prego