Cómo tomar termogénicos cíclicamente

Los termogénicos son una clase de suplementos que estimulan tu cuerpo para producir calor. Por lo general lo hacen mediante el aumento de tu tasa metabólica, causando que el cuerpo queme más calorías. Este tipo de suplementos son tan abundantes que puedes tomarlos cíclicamente alternando un número de diferentes productos. Cambiar de termogénicos de esta forma puede ayudarte a evitar cualquier acumulación de tolerancia. Consulta a un médico para obtener orientación en el uso de productos termogénicos.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Productos termogénicos

Instrucciones

  1. Pregúntale a tu médico si tomar termogénicos es apropiado para ti. Lleva los productos específicos que deseas utilizar a tu visita al médico, para que él pueda evaluar la dosificación y los ingredientes sugeridos. La U.S. Food and Drug Administration no examina los suplementos dietéticos para tu seguridad antes de su lanzamiento al mercado, tu médico te puede ayudar a identificar los posibles riesgos para la salud. Algunos termogénicos, como la efedra, han sido prohibidos por la FDA después de documentarse efectos nocivos en algunos usuarios.

  2. Compara los ingredientes activos de los termogénicos que piensas utilizar. Aunque la cafeína es un ingrediente común en estos productos, algunos ofrecen otros estimulantes y supuestos ingredientes para quemar grasa como ingredientes principales. Ten en cuenta las similitudes y diferencias en el contenido de ingredientes y cantidades.

  3. Decide cuánto tiempo quieres estar tomando cíclicamente los termogénicos y el tiempo que deseas utilizar cada producto. Diseñar este marco de tiempo determinará tus decisiones sobre la cantidad de cada producto que debes comprar, y te permitirá planificar en torno a los acontecimientos en tu vida, tales como competiciones de culturismo o vacaciones. Consulta con tu médico una vez que hayas armado tu cronograma para que te dé su opinión sobre si tu plan es seguro.

  4. Organiza tus termogénicos en un orden cíclico. Trata de espaciar los productos que tienen contenidos similares de ingredientes, ya que usar dos productos similares seguidos puede llevarte a desarrollar tolerancia a los ingredientes comunes. Los ciclos funcionarán mejor si la secuencia de los productos que utilizas reduce la posibilidad de construir tolerancia. Ten en cuenta la extensión de tiempo durante el cual los fabricantes recomiendan el uso de sus productos al momento de decidir sobre la inclusión de un producto en tu cronograma. Agregar una breve pausa entre el uso de cada producto puede ayudarte a reducir la probabilidad de desarrollar tolerancia.

Consejos y advertencias

  • Lee los comentarios de los productos antes de utilizarlos para evaluar los potenciales beneficios e inconvenientes
  • Mantente hidratado durante el uso de termogénicos, ya que algunos tienen ingredientes diuréticos que pueden aumentar el riesgo de deshidratación.
  • Deja de usar cualquier producto si produce efectos secundarios indeseables y busca atención médica.

Más galerías de fotos



Escrito por brian willett | Traducido por martin santiago