Los tipos de sacrificios que hacen los atletas

Ser un atleta es un estilo de vida que consume cada aspecto de tu vida. Tanto si eres un atleta profesional, un atleta recreativo o practicas algún deporte, mientras estás en la escuela, tendrás que hacer todo tipo de sacrificios para tener éxito. Es importante rodearte de un fuerte sistema de apoyo, gente que entiende tu deseo de ser mejor y te apoye en las buenas y en las malas.

Tiempo libre

Ser un atleta es un compromiso en torno al reloj. Vas a tener que renunciar a una gran parte del tiempo libre que pasas con amigos, familiares, o simplemente para tí mismo tumbado en el sofá. Cuando no estás en el gimnasio o en la cancha, estarás estudiando videos de sus actuaciones pasadas, abriendo los ojos en cuanto a cómo puedes mejorar en el futuro. Puedes incluso ver grabaciones de tus competidores, para poder conocer sus fortalezas y debilidades y conseguir una ventaja competitiva.

Elecciones de dieta

Cuando estés entrenando, tendrás que seguir un rígido plan de dieta establecido por su médico, entrenador o nutricionista. Tienes que consumir una cantidad precisa de carbohidratos, proteínas y grasas, lo que significa que podrías tener que renunciar a la libertad de seleccionar tus alimentos preferidos y negarte tus antojos. No sólo vas a tener que comer ciertos alimentos, sino que también tendrás que comer en momentos específicos, normalmente cada pocas horas mientras estás despierto.

Dormir

Atrás quedaron los días en que podías pulsar pausa en la alarma de tu reloj, una y otra vez cuando estás en entrenamiento. Ser un atleta es un trabajo de tiempo completo, por lo que hay que empezar temprano y trabajar hasta tarde en algunos casos. Pero cuando estás en entrenamiento, no puedes tomar libres fines de semana y días festivos. Todavía tienes que seguir un horario rígido para dormir y levantarte a tiempo todos los días para reunirte con tu entrenador o equipo.

Tomar descansos

Si alguna vez has tenido un dolor en el tobillo, la espalda, o en la muñeca, podrías haber tomado un par de días para dejarlo descansar. No siempre tienes el lujo de tomar tiempo libre, o incluso tomar un descanso, cuando eres un atleta. Vas a tener que aprender a trabajar con el dolor, especialmente si tienes un grupo de compañeros que dependen de ti para conseguir la victoria.

Experiencia educativa

Cuando estás todavía en la escuela, lo más probable es perder gran parte de la experiencia educativa. No puedes pasar tanto tiempo en la escuela como un estudiante tradicional y tienes que contratar un tutor para ayudarte a mantenerte al día en tus estudios. Perderás actividades después de la escuela, tiempo de clase y eventos sociales que otros estudiantes pueden llegan a hacer. Dependiendo de tu itinerario de viaje, es posible que tengas que renunciar a una ceremonia de graduación tradicional también.

Más galerías de fotos



Escrito por melodie anne | Traducido por daniel gómez villegas