Tipos de bravucones en adolescentes y pre-adolescentes

Cada vez más niños son afectados en una variedad de situaciones, la intimidación demanda la atención de los padres y los funcionarios escolares. La intimidación implica comportamiento agresivo y no deseado con el bravucón general y muestra un deseo de poder sobre las víctimas, afirma el sitio web del estado de Georgia. En tu esfuerzo por estar al tanto de esta tendencia perjudicial, debes aprender acerca de los tipos de bravucones para entender su comportamiento.

Confianza en sí mismo y autoestima

Un bravucón a menudo tiene un alto grado de confianza en sí mismo, lo que le permite sentirse superior a los demás, afirma el psicólogo clínico Mary C. Lamia, Ph.D., en una columna para la revista Psychology Today. Aunque la confianza en sí mismo puede imitar la autoestima, la autoestima externa de un bravucón necesita admiración y atención para quedarse saciada, según el psicólogo clínico José Burgo, Ph.D., en Psychology Today. La baja autoestima es un error común acerca de los bravucones, afirma el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU.. De hecho, los programas destinados a mejorar la autoestima de los agresores pueden aumentar la intimidación que puedan ejercer. Un bravucón puede sentir que tiene el derecho de dominar, controlar y abusar de otras personas. Ellos también utilizan a otras personas a alcanzar sus metas y deseos personales.

Agresión

Cuando los pre-adolescentes y los adolescentes se involucran en comportamientos de intimidación, por lo general tienen una personalidad agresiva, viendo la violencia como un medio eficaz de interactuar con los demás, afirma la Universidad de New Hampshire, la división de Extensión Cooperativa. Puedes notar la hostilidad de manera abierta en el temperamento de un bravucón, a menudo tratando de ejercer control sobre otras personas utilizando la intimidación física o emocional. Un bravucón puede ver la violencia de manera positiva en lugar de negativa, declara el sitio web del estado de Georgia.

Falta de empatía

Normalmente menospreciando a los demás, un bravucón no tiene respeto ni empatía por otras personas. En general, si un bravucón siente que otra persona es inferior, cree que esta persona no merece respeto ni consideración. Sin compasión básica, un bravucón no demuestra que los demás le importan porque no valora ni respeta a los demás. Además, un bravucón a menudo carece de la capacidad de ver las situaciones desde la perspectiva de otra persona, centrándose sólo en sus propias necesidades y deseos.

Abusado e intimidado

Es común que los adolescentes que se involucran en comportamientos de intimidación sean víctimas ellos mismos, en una hoja de datos de la Universidad de New Hampshire, en la división de Extensión Cooperativa. Los bravucones pueden recibir castigo corporal o físico de los padres u otros tutores. Un bravucón también puede sentirse vulnerable con otras personas, pensando que va a ser lastimado si no se defiende. El patrón de comportamiento de intimidación continúa, porque el adolescente aprende y pasa el abuso a los demás.

Más galerías de fotos



Escrito por kathryn hatter | Traducido por andrew steven reyes cortes