¿Qué tipo de actividad cardiovascular puedo realizar con espolones en el talón?

De acuerdo con la American Academy of Orthopaedic Surgeons, una de cada 10 personas tiene espolones en el talón. De aquellos que presentan este problema, el 5 por ciento experimentan dolor severo en el talón y el pie completo. Si tienes espolones que te provocan molestias, trata de elegir actividades aeróbicas de bajo impacto que eviten añadir tensión innecesaria a tus pies.

Identificación

Los espolones suelen desarrollarse cuando el tejido que conecta el talón y la parte anterior del pie se estira, por lo que el revestimiento que cubre el hueso del talón es irritado y herido en repetidas ocasiones, explica la California Podiatric Medical Association. El uso de calzado gastado o inadecuado puede causar espolones en el talón, lo mismo que el ejercicio de alto impacto y la obesidad. Aunque los espolones pueden causar dolor, se sabe que el dolor en esta zona del pie puede deberse a otra condición. Los espolones son comunes por ejemplo en las personas que tienen fascitis plantar, un padecimiento doloroso que afecta a la membrana que se extiende desde el talón hasta los dedos de los pies.

Consideraciones

Si sufres de este problema, consulta a un podólogo para determinar la mejor manera de incorporar el ejercicio en tu rutina diaria. También es necesario asegurarte de que los espolones son en realidad la causa de las molestias que sientes. El dolor en el talón puede ser el resultado de una condición diferente, como puede ser la artritis, la bursitis, las contusiones óseas, la inflamación del tendón de Aquiles o la fascitis plantar.

Tipos

Cualquier ejercicio que no genera impacto en los pies suele ser el camino más seguro cuando se sufre por espolones. Entre las opciones de ejercicio cardiovascular de poco o ningún impacto en los pies se incluyen el remo, el ciclismo y la natación, explica el American Council on Exercise. Ejercitarte a ritmo lento en una máquina de remo, realizar natación pausada o montar bicicleta en un terreno plano o en una máquina estacionaria a una velocidad de 5 a 9 mph son actividades que caen dentro de la actividad aeróbica moderada. Para alcanzar la intensidad elevada, aumenta la velocidad sobre la bicicleta a más de 10 mph, realiza vueltas de natación o incrementa la intensidad de tu ejercicio de remo, recomienda el Centers for Disease Control and Prevention o CDC.

Prevención/Solución

Los espolones y dolor en el talón pueden ser causados por el uso de calzado inadecuado, el aumento de peso, los incrementos repentinos de la actividad física, el hábito de andar descalzo durante períodos prolongados, la necesidad de pasar mucho tiempo de pie o el impacto de un nuevo régimen de ejercicio, apunta Meridian Family, Foot and Ankle Clinic of Oklahoma City. Para evitar lesiones o para tratar de dolor que estás sintiendo actualmente, usa zapatos adecuados para tus actividades físicas que brinden un buen soporte al arco y al menos cuando estés en casa, evita estar de pie durante largos periodos de tiempo. Calma las molestias aplicando un poco de hielo después de la actividad física.

Precauciones

Encontrar una manera de llevar un estilo de vida activo puede ayudarte a controlar tu peso y a construir y conservar el tono muscular; sin embargo, el ejercitarte a la fuerza cuando tienes dolor en el talón no es una buena idea, advierte la California Podiatric Medical Association. Si una actividad te produce dolor, deja de hacerla y busca el consejo de tu médico.

Más galerías de fotos



Escrito por pam murphy | Traducido por pei pei