La teoría de Jean Piaget sobre el desarrollo del lenguaje en los niños

Jean Piaget, psicólogo suizo pionero, observó niños de entre tres y 6 años de edad en 1921 y 1922 en el Instituto Rousseau. Los niños estaban en un salón de clases abierto, y los adultos transcribían su discurso, luego lo enlistaban en oraciones numeradas para su análisis. Los observadores señalaron que, en muchos casos, los niños expresaban en voz alta lo que estaban haciendo, con poca necesidad de una respuesta por parte de sus compañeros. De hecho, algunas veces no respondían a un cambio de tema propuesto por otra persona. Creían que la conversación de los niños se puede dividir en dos categorías: el lenguaje egocéntrico y el lenguaje socializado.

El lenguaje egocéntrico

El lenguaje egocéntrico puede estar formado por frases repetitivas, similar a la ecolalia, o repeticiones de frases, escuchadas en el habla del niño, o puede ser un monólogo de ideas que no requiera oyente. Un niño de edad entre 5 a 7 años podría ser oído describiendo lo que sus juguetes están haciendo. Piaget señaló que esta verbalización es similar a la manera en que la gente que vive sola puede verbalizar sus actividades. Según un artículo publicado en Psych Central, hablar solo como signo de cordura, ayuda a tomar decisiones. Los textos de psicología moderna describen el comportamiento que Piaget observó como juego paralelo. El Child Development Institute coloca este comportamiento como normal para niños de entre 3 años de edad y el final de preescolar.

Discurso socializado

El habla socializada implica más de un dar y tomar entre las personas. En "The Language and Thought of the Child", Piaget afirma que el lenguaje temprano denota gritos de deseo. Menciona la palabra "mamá" como proveniente de un movimiento labial que tiene que ver con la succión. Él atribuyó su información a Sabina Spielrein, quien fue el primer paciente de Carl Jung, el padre de la psicología analítica.

Análisis detallado

Piaget afirma en sus notas que sólo alrededor del 14 por ciento de la conversación entre los niños fue de respuestas interactivas. Sin embargo, también señaló que antes de asistir a la escuela, los niños que participaron en el estudio no se habían acostumbrado a otros niños. Piaget colocó preguntas de una categoría especial de conversación. Sintió que los niños no estaban buscando una explicación real cuando hacían preguntas rituales, tales como "¿Por qué?" y que en realidad no habían desarrollado suficiente complejidad mental para entender la causalidad. Piaget descubrió que más de la mitad de la conversación de los niños era en lenguaje egocéntrico, lo que indicaba que gran parte de la atención de estos niños de 6 años de edad se centraba en sí mismos y sus propias preocupaciones.

Conclusiones

En el capítulo final de "The Language and Thought of the Child," Piaget resumió su estudio diciendo que creía que los adultos deben entender que los niños son mucho más egocéntricos que ellos, y que interactúan de forma diferente aun cuando se comportan socialmente. Agregó que los adultos no deben esperar que los niños jóvenes formen grupos sociales, pero deben esperar que una reunión de niños sea muy ruidosa porque todos estarían hablando a la vez. Afirmó que incluso cuando un adulto está involucrado en una búsqueda individual, todavía piensa socialmente. Mientras que un niño, incluso cuando participan en lo que parece ser una actividad social, sigue funcionando de forma individual.

Más galerías de fotos



Escrito por daisy peasblossom fernchild | Traducido por lourdes villaseñor