Teoría de Chomsky sobre el desarrollo del lenguaje infantil

¿Los niños nacen con una sintaxis de lenguaje universal codificada, por así decirlo, en su ADN, por lo que aprender a hablar y escribir es sólo una cuestión de ajustar los detalles de su idioma en este patrón? ¿O es la adquisición del lenguaje un proceso más complejo y sutil de aprendizaje y pensamiento? Estas han sido las polaridades de una intensa controversia lingüística iniciada hace medio siglo por la publicación de Noam Chomsky "Estructuras sintácticas". El debate aún se lleva a cabo hoy en día.

Herencia biológica de la sintaxis

El lingüista Noam Chomsky desafió las viejas ideas sobre la adquisición del lenguaje en su primer libro, "Estructuras sintácticas", publicado en 1957. Rechaza la idea de que toda lengua debe aprenderse de nuevo por cada niño. En su lugar, Chomsky dice que los niños normales en todo el mundo nacen con un tipo de sintaxis "programada" que les permite comprender el funcionamiento básico del idioma. El niño, entonces, escoge la gramática y el lenguaje del entorno sobre las opciones disponibles en el cerebro. Así, la capacidad para el lenguaje es una herencia biológica y los lenguajes específicos se activan en gran medida a través de la interacción del niño con el entorno nativo. Es como si el cerebro del niño fuera un reproductor de CD ya ajustado a "reproducir" un lenguaje y que cuando se inserta el CD en un determinado idioma, ese es el idioma que el niño aprende.

Teoría de "rección y ligamiento"

Chomsky propuso su teoría de la "rección y ligamiento" en un libro de 1981 donde dice que el conocimiento nativo de los niños sobre la sintaxis consiste en un grupo de principios lingüísticos que definen la forma de cualquier idioma. Estos principios están relacionados con parámetros, o "interruptores", accionados por el lenguaje del niño. Chomsky hace hincapié en la importancia de la herencia genética del niño sobre la marca sintáctica. Para Chomsky, el "crecimiento" de la lengua es análogo al crecimiento de los órganos internos y los brazos y las piernas: determinado por mecanismos internos, pero alimentado por el entorno, ya sea verbal o nutricional. Chomsky considera al desarrollo del lenguaje de un niño como un aspecto separado del conocimiento, aparte del resto de la cognición, o el funcionamiento mental.

La lingüística como psicología

Chomsky dice que el conocer una lengua es sinónimo de la capacidad de producir un número infinito de oraciones nunca antes habladas, así como comprender frases nunca antes escuchadas. Esta capacidad es lo que Chomsky llama "el aspecto creativo" del lenguaje. Comprender los mecanismos del lenguaje aclara patrones del pensamiento humano, y coloca la lingüística en el ámbito de la psicología. La evidencia de que los niños nacen con una comprensión de la sintaxis es la habilidad y facilidad con que aprenden idiomas, según Chomsky.

La teoría de Chomsky desafiada

El concepto de Chomsky se antepone directamente con aquel del conductista B. F. Skinner, quien apoyaba la idea de que el lenguaje es un resultado directo del acondicionamiento y, junto con el psicólogo Jean Piaget, veía la adquisición del lenguaje como parte del desarrollo cognitivo general en los niños. Su teoría de que los niños utilizan un "dispositivo de adquisición del lenguaje" innato para seleccionar una gramática de un rango limitado de opciones ha sido objeto de críticas. La idea de Chomsky de una "gramática generativa" presupone que el cerebro funciona de forma binaria, como una computadora. Los críticos dicen que esto entra en conflicto con la antropología evolucionista que considera la adquisición de idiomas como una adaptación gradual del cerebro y las cuerdas vocales, no como un espectro de opciones binarias.

Cognición versus herencia

En el medio siglo transcurrido desde que la teoría de Chomsky fue propuesta por primera vez, el debate sobre el origen del lenguaje ha pasado de un énfasis en las capacidades innatas hacia una mayor conciencia sobre el papel del aprendizaje. La adquisición del lenguaje se percibe ahora como un proceso más complejo que aquel de opciones binarias, que en realidad hace más uso de la cognición o el pensamiento.

Más galerías de fotos



Escrito por robert miskimon | Traducido por eduardo sanchez