Técnica de meditación perla azul

Al igual que una serie de otras técnicas de meditación, la meditación "perla azul" se centra en la visualización. Sus practicantes se centran en la llama de una vela para permitir la visualización de una pequeña bola de energía azul en el ojo de su mente, en el centro de la frente. La técnica se asocia a menudo con Siddha yoga, pero puedes aprender esta técnica sencilla de meditación sin seguir esta tradición del yoga.

Contemplar la luz

Enciende una vela y colócala a aproximadamente 12 pulgadas de distancia de ti y al nivel de tus ojos. Puedes sentarte en el suelo en la postura tradicional para meditar con las piernas cruzadas o en posición vertical sobre una silla. El malestar no ayuda la meditación, así que siéntate en la postura más cómoda para ti. Lo mejor es apagar o cubrir cualquier otra iluminación de la habitación. Mira la llama de la vela mientras relajas los músculos alrededor de los ojos y enfoque. Uno de los objetivos de esta técnica es evitar el parpadeo durante la meditación. Esto puede llevar un tiempo. Contempla la llama hasta que tus ojos comiencen a lagrimear y luego ciérralos y observa la imagen de la llama en el centro de tu frente. Poco a poco, la imagen de la perla azul debe surgir de la llama. Se cree que este estilo de meditación estimula la glándula pineal, que es la glándula maestra del sistema endocrino humano. Como con cualquier técnica de meditación, la paciencia es fundamental.

Más galerías de fotos



Escrito por eleanor mckenzie | Traducido por martin santiago