¿Cuál es el tamaño de la porción por avellanas?

Las avellanas, también conocidas como nueces o avellanas cobnuts, aportan una gran variedad de vitaminas y minerales saludables a tu dieta. Sin embargo, es importante entender lo que es una porción de avellanas y la cantidad de porciones que puedes consumir con seguridad cada día -comer demasiadas puede contribuir al aumento de peso excesivo.

Tamaño de la porción

Incluir frutos secos como las avellanas en la dieta puede ser una cosa difícil en función de los 17,6 g de la pirámide del U.S. Department of Agriculture -una porción sumará las dos o tres porciones de proteínas que debes consumir cada día, pero también cuenta para tu asignación diaria de grasas ya que los frutos secos son generalmente altos en grasa. Una porción de avellanas es de aproximadamente 1 oz o 180 calorías. Esto equivale a un puñado de frutos secos.

Fibras por porción

Una porción de avellanas es una buena opción para aumentar tu consumo de fibra. Obtienes 2,7 g de fibra en cada onza de estos frutos secos. Si eres hombre, debes comer 38 g de fibra por día y las mujeres necesitan 25 g. La fibra en una porción de avellanas contribuye a la salud del corazón -un estudio publicado en la edición de noviembre de 2010 de "Current Atherosclerosis Reports" indica que el consumo de avellanas y otros frutos secos reduce el riesgo de enfermedad coronaria y puede reducir la presión arterial alta.

Manganeso por porción

Come una porción de avellanas y obtendrás 1,6 mg de manganeso. Necesitas 1,8 a 2,3 mg de este mineral en función de tu género, aunque debes consumir más si estás embarazada o amamantando -2 y 2,6 mg, respectivamente. Una porción de avellanas contribuye a tu capacidad de curar las heridas, ya sea de una cirugía o un accidente. El manganeso ayuda a activar una enzima que ayuda a estimular la producción de colágeno en la piel, que promueve la curación de heridas y raspaduras.

Vitamina E por porción

Incorpora una porción de avellanas en tu plan de comidas -estos frutos secos son una fuente de vitamina E. Una porción de avellanas proporciona 4,3 mg de vitamina E. Los adultos necesitan 15 mg por día. La vitamina E permite que tu cuerpo utilice correctamente la vitamina K, por lo que comer avellanas con alimentos ricos en vitamina K, como las espinacas, hígado o perejil ayudará a que tu sangre coagule adecuadamente. La evidencia disponible en la edición de mayo 2011 de "Seminars in Ophthalmology" asoció el consumo de vitamina E con un menor riesgo de degeneración macular relacionada con la edad, por lo que debes merendar una porción de avellanas para tu salud ocular.

Más galerías de fotos



Escrito por nicki wolf | Traducido por luis eduardo barbosa