¿Puede algún suplemento alimenticio engrosar el cabello?

La belleza de tu cabello depende de la salud de tu cuero cabelludo, el cual debe estar hidratado, ya que los folículos sanos producen fuertes y brillantes mechones de pelo. Aunque el grosor del cabello tiene más que ver con la genética que con la dieta, puedes estimular el crecimiento de un nuevo cabello saludable con vitaminas que contribuyan a la salud del cuero cabelludo. Estas nuevas hebras brillantes se verán más gruesas y más sanas que antes de usar el suplemento para su crecimiento.

Sílice

Según la autora Lisa Akbari en “Every Woman’s Guide to Beautiful Hair at Any Age” dice que el sílice hace dos cosas: fortalece el pelo que tienes y te ayuda a evitar que se caiga. Akbari sugiere tomar 55 mg al día de sílice o ingerir la vitamina de forma natural en los mariscos, vegetales verdes y en el arroz.

Ácidos grasos omega 3

Los ácidos grasos omega 3 están presentes en pescados como el salmón y la caballa. Te ayudan a mantener el cabello y el cuero cabelludo hidratados de forma natural debido a la producción regular de sebo. Andrea Giancoli, dietista del sur de California, dice a la revista "Good Housekeeping" que una dosis diaria de 1 a 2 cucharadas de linaza molida mantendrá tu cuero cabelludo humectado con aceites omega 3 de origen vegetal. Para obtener estos aceites del pescado, la American Heart Association recomienda ingerir 7 onzas de pescado cocido a la semana o tomar menos de 3 g de ácidos grasos en forma de suplemento dietético.

Complejo de vitamina B

La niacina, también conocida como vitamina B3, ayuda a promover un cuero cabelludo sano, señala Akbari. Las vitaminas B5, B6 y B12 ayudan a prevenir la pérdida del cabello. De manera individual, la vitamina B5 puede ayudar a prevenir el encanecimiento mientras que la B6 ayuda con la melanina del cabello, su fuente de color. En cuanto a la ingesta de vitaminas del complejo B, es importante que tomes un complejo de vitaminas B, dice Riquette Hofstein en su libro “Grow Hair Fast: 7 Steps to a New Head of Hair in 90 Days”. Debido a la interdependencia química, no podrás ver resultados de un suplemento individual de vitamina B.

L-cisteína más la vitamina C

Tu cabello se compone de 8% de L-cisteína, señala Hofstein. Este aminoácido combate las toxinas en el torrente sanguíneo y estimula el crecimiento del cabello, pero en dosis altas puede causar estragos a tu sistema, produciendo cálculos renales. Por suerte, la vitamina C contrarresta los efectos nocivos de la L-cisteína cuando se toma en cantidades correctas. Hofstein recomienda una dosis de de L-cisteína de 500 mg dos veces al día y 1500 mg de vitamina C. Revisa la etiqueta del suplemento de la vitamina C para asegurarte que incluye bioflavonoides, necesarias para la absorción de la vitamina por tu cuerpo.

Vitamina E

Según Hofstein, la vitamina E mejora la circulación y la oxigenación de la sangre. Al aplicar estos beneficios al cuero cabelludo, puedes estimular el crecimiento del cabello. La vitamina E también contribuye a la salud general del cabello; una deficiencia aísla mechones individuales que se ven frágiles y sin brillo. Hofstein recomienda de 400 a 800 IU de vitamina E natural al día. Sin embargo, según la revista Annals of Internal Medicine, la mayoría de los suplementos multivitamínicos contienen sólo 30 UI de vitamina E. Un estudio publicado en 2005 en la misma revista encontró que el exceso de vitamina E, o una cantidad de 400 UI por día durante más de un año, aumentó el riesgo de muerte. Consulta a tu médico antes de tomar más que la dosis diaria de un multivitamínico de vitamina E.

Más galerías de fotos



Escrito por jenni wiltz | Traducido por xochitl gutierrez cervantes