Cómo hacer suero de vitamina C en casa

Crear suero de vitamina C casero para tu cara es tan simple como hacer tu batido de la mañana. Todo lo que se requiere es una visita rápida a tu tienda local de alimentos naturales o a tu farmacia y un par de minutos para la preparación. Fresco y efectivo, puedes obtener los mismos beneficios de los sueros de vitamina C de marca a una décima de su costo. De acuerdo a la Indian Dermatology Online Journal, los beneficios tópicos de la vitamina C son abundantes. La vitamina C es segura y previene el fotoenvejecimiento, trata la hiperpigmentación, fomenta la cicatrización de los tejidos, estimula la producción de colágeno y protege de los radicales libres.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • 1 cucharadita de agua destilada o agua de rosas
  • 1 pequeño tazón para mezclar
  • 1/4 de cucharadita de polvo de vitamina C (ácido L-ascórbico)
  • Un batidor
  • 1 cucharadita de glicerina vegetal
  • 1 pequeño embudo
  • 1 frasco gotero de vidrio oscuro de 1 onza

Instrucciones

  1. Mide y vierte el agua destilada en el tazón para mezclar. Si quieres un suero con esencia usa agua de rosas en vez de agua destilada.

  2. Mide y vierte el polvo de vitamina C en el tazón. Una piel sensible quizá requiera un poco menos de polvo de vitamina C. Revuelve la mezcla con un batidor hasta que el polvo se disuelva.

  3. Mide y vierte la glicerina vegetal en el tazón. Es posible que la piel seca necesite un poco más de glicerina vegetal. Revuelve la mezcla con el batidor hasta que sea uniforme.

  4. Desenrosca la parte superior del frasco gotero. Coloca el embudo en el frasco. Vierte la mezcla desde el tazón en el embudo. Vuelve a enroscar la parte superior del frasco gotero y agita vigorosamente.

  5. Refrigera tu suero de vitamina C.

Consejos y advertencias

  • Para una fórmula más suave usa cristales de vitamina C en lugar de polvo junto con gel de aloe vera en lugar de glicerina vegetal.
  • Usa el frasco cuentagotas para aplicar dos gotas en la palma de tu mano, frota tus manos entre sí y extiende el suero en tu cara, cuello y pecho, después de limpiar y tonificar tu cara durante la mañana y por la noche. Después de eso aplica una crema hidratante con protección solar en la mañana, ya que la vitamina C incrementa la sensibilidad de tu piel al Sol.
  • No uses suero de vitamina C oxidado, ya que puede dañar tu piel. Puedes saber si está oxidado o en mal estado ya que se verá descolorido. Solamente usa un frasco gotero de color oscuro, ya que evita la oxidación rápida del suero de vitamina C, y crea un nuevo conjunto al menos una vez a la semana para obtener una efectividad máxima.

Más galerías de fotos



Escrito por jillie reil | Traducido por juliana star