Los síntomas de sobredosis de ibuprofeno

El ibuprofeno es un analgésico conocido como un NSAID (non-steroidal anti-inflammatory drug), o un fármaco anti-inflamatorio no esteroideo. De acuerdo con Drugs.com, la mayoría de las personas pueden tomar hasta 800 mg de ibuprofeno cuatro veces al día y sin complicaciones graves. Las dosis más altas de ibuprofeno pueden causar síntomas de sobredosis.

Los síntomas gastrointestinales

Una sobredosis de ibuprofeno puede causar daño al tracto gastrointestinal de una persona y afectar al estómago, según el National Institutes of Health (NIH). Náuseas, vómitos, dolor de estómago, diarrea, indigestión y sangrado, el vomitar sangre o su presencia en las heces pueden ser todos signos de que alguien ha ingerido más de la medicación recomendada.

Cambios auditivos y visuales


Las personas que han tomado demasiado ibuprofeno puede experimentar visión borrosa y un zumbido en los oídos.

Las personas que han tomado demasiado ibuprofeno pueden experimentar visión borrosa y un zumbido en los oídos, una condición conocida como tinnitus. Un estudio publicado en la edición de noviembre de 1986, de "Annals of Emergency Medicine" encontró que los movimientos involuntarios de los ojos, llamado nistagmo, es también un síntoma de una sobredosis de NSAID.

Dificultades para respirar

Las dificultades respiratorias pueden significar que una sobredosis de ibuprofeno está en curso. Los pacientes pueden tener sibilancias, experimentar interrupciones de la respiración o tener un patrón de respiración muy lento, según lo informado por el NIH. Un nivel de presión arterial peligrosamente bajo, llamado hipotensión, puede acompañar a problemas respiratorios.

Los síntomas neurológicos


El estudio en "Annals of Emergency Medicine" informó de que algunos casos de sobredosis de ibuprofeno provocaron convulsiones.

Las dosis de ibuprofeno que exceden 3.200 mg al día pueden causar síntomas neurológicos, incluyendo confusión mental, estados alterados de conciencia, incluyendo coma, dolores de cabeza, mareos y una sensación de extrema fatiga. El estudio en "Annals of Emergency Medicine" informó de que algunos casos de sobredosis de ibuprofeno provocaron convulsiones.

Problemas urinarios

Orinar muy poco, no siendo capaz de producir la orina en absoluto, o el paso de la sangre a la orina pueden ser signos de una sobredosis de ibuprofeno. Grandes cantidades de la droga, aunque no se clasifican como una sobredosis, pueden causar daño a los riñones en algunas personas y no debe ser utilizado por personas con enfermedad renal pre-existente, de acuerdo con Drugs.com.

Reducción de las habilidades motoras


La inestabilidad es un signo de sobredosis de ibuprofeno.

Inestabilidad, lentitud en el movimiento y no ser capaz de hablar coherentemente son todos signos de sobredosis de ibuprofeno.

Más galerías de fotos



Escrito por erica roth | Traducido por luciano ariel castro