Síntomas y riesgos de la deficiencia de proteínas

Las proteínas son uno de los tres tipos principales de macronutrientes que le proporcionan a tu cuerpo energía, regulan su funcionamiento y facilitan el funcionamiento. Una proteína consiste en una cadena de aminoácidos que tu cuerpo usa para tener energía y para hacer nuevas proteínas. De los 20 tipos de aminoácidos, tu cuerpo puede crear 11 y depende de fuentes de la dieta para los nueve restantes. Una falla al consumir suficientes proteínas causa deficiencia de las mismas, una condición médica seria.

Ingesta dietética de referencia

Tu cuerpo depende de las proteínas para mantener sus células y realizar funciones metabólicas importantes. Los requisitos diarios de proteínas difieren según la edad y el sexo. El Institute of Medicine recomienda que los niños pequeños reciban de 13 a 19 g de proteínas cada día. Los hombres adultos tienen que consumir 56 g diarios de proteínas, mientras que las mujeres adultas necesitan 46 g por día. Las necesidades proteínicas de las mujeres incrementan cuando están embarazadas o en lactancia. Si estás embarazada o lactante, trata de consumir 71 g de proteínas cada día. Consumir menos de 10 g de proteínas al día puede no proporcionar los suficientes nutrientes esenciales para tu cuerpo y puede causar deficiencia de proteínas.

Síntomas

Los síntomas físicos de la deficiencia de proteínas incluyen una pérdida de masa muscular, pigmentación de la piel, diarrea, cambios en el color o textura del cabello, una barriga protuberante, sarpullidos e inflamaciones. Las personas con esta condición también experimentan fatiga, letargo, irritabilidad y apatía. Los niños con deficiencia de proteínas fallan al cumplir los puntos de referencia para el peso y crecimiento, dándoles una apariencia desaliñada.

Riesgos

Experimentar deficiencia de proteínas durante la infancia causa retrasos en el desarrollo. Los niños con esta condición nunca llegan a un tamaño adulto promedio y pueden experimentar un leve retraso mental, problemas digestivos o trastornos pancreáticos. Un periodo prolongado de deficiencia de proteínas causa que su sistema inmunológico se debilite. Como resultado, los niños y adultos con esta condición sucumben más fácilmente a infecciones. Las personas con una deficiencia severa pueden tener eventualmente un shock y morir.

Poblaciones vulnerables

Aunque la deficiencia de proteínas ocurre comúnmente en países en desarrollo, es rara en los Estados Unidos. Ciertas poblaciones son más vulnerables para desarrollar esta condición. Los vegetarianos confían en fuentes de plantas para obtener proteínas, dificultando que reciban todos los nueve aminos ácidos esenciales. Los niños y mujeres embarazadas también pueden tener más riesgo de desarrollar una deficiencia de proteínas.

Tratamiento

Una deficiencia de proteínas puede tratarse si se descubre lo suficientemente temprano. Aunque los niños con esta condición no crecerán bien, sus otros síntomas médicos probablemente mejoren con el tratamiento. El tratamiento empieza al alimentar a una persona con alimentos ricos en carbohidratos y grasas. Después de que un consumo general de calorías incremente, la persona tiene que comer alimentos ricos en proteínas. Si piensas que tu consumo proteínico es muy bajo, incorpora más proteínas en tu dieta al comer mantequilla de maní, carne magra, frijoles, productos de soja, productos lácteos sin grasa, nueces y semillas. Consulta con un médico sobre tu riesgo potencial de volverte deficiente en proteínas u otros nutrientes antes de empezar una dieta vegetariana.

Más galerías de fotos



Escrito por lawrence adams | Traducido por ana maría guevara