Síntomas de intolerancia al gluten en niños

La intolerancia al gluten, o enfermedad celiaca, provoca inflamación y daños en el intestino delgado, provocando un mala absorción de los nutrientes y síntomas de malnutrición. La intolerancia al gluten en niños puede ser difícil de diagnosticar, pues lo síntomas pueden imitar diversos problemas de salud, y algunos niños no experimentan ningún síntoma evidente.

Revisión general

El gluten es la proteína encontrada en granos como trigo, malta, centeno y avena. Cuando los niños con intolerancia al gluten consumen alimentos que contienen estos granos, las proteínas inflaman y dañan los vellos que cubren el intestino delgado y absorben los nutrientes. La inflamación y los cambios en el revestimiento del intestino, producen diversos síntomas físicos y se asocian con problemas de salud.

Síntomas

Los síntomas de intolerancia al gluten en niños pueden variar, dependiendo de los individuos. Algunos niños experimentan dolores estomacales, diarrea, vómitos y estreñimiento. También pueden ocurrir síntomas como pérdida de peso, irritabilidad y cambios e humor, deficiencias vitamínicas, de minerales y complicaciones de salud como la osteoporosis y la anemia. Los síntomas son más difíciles de rastrear o valorar mientras más jóvenes son los niños, pues a estos les resulta más difícil identificar dolores físicos específicos. Los problemas gastrointestinales esporádicos son similares a los producidos por las infecciones y el envenenamiento por alimentos, y los cambios de humor pueden atribuirse a la fatiga o al desarrollo social.

Diagnosticando los síntomas

Como con todas las alergias y sensibilidades a los alimentos, los padres deben vigilar de cerca la dieta de sus hijos para determinar si experimentan alergia o intolerancia a las comidas con gluten. Si tu hijo empieza a mostrar un patrón constante de malestares gastrointestinales asociados con el consumo de gluten, quizás debas descartar la posibilidad de que sea intolerante al gluten mediante un examen médico. Observa si los síntomas desaparecen evitando el gluten en la dieta de tu hijo. Una combinación de exámenes de sangre y biopsias del intestino delgado son, sin embargo, la única forma definitiva de hacer un diagnóstico preciso de la intolerancia al gluten.

Controlando los síntomas

Una dieta libre de gluten es la única forma de controlar los síntomas de intolerancia al gluten en los niños. Planea tus comidas son pan, pasta, cereales o productos horneados. Los productos y recetas que contengan harina, avena, cebada o centeno, deben evitarse. Algunos supermercados y tiendas de alimentos saludables ofrecen productos libres de gluten, como pan sin gluten y pasta sin gluten. Los niños deben ser instruidos cuidadosamente sobre las líneas que deben seguir con su dieta libre de gluten, de forma que no consuman alimentos con estas proteínas cuando estén en la escuela o con sus amigos. Los padres tendrán que ofrecer guías específicas sobre alimentación sin gluten al personal de la escuela o de la guardería, en el caso de que los niños sean demasiado pequeños como para aprender las reglas de su dieta.

Más galerías de fotos



Escrito por christy bowles | Traducido por eduardo moguel