Siete días de diferentes rutinas cardiovasculares

Nada mata tanto al entusiasmo como hacer la misma aburrida rutina una y otra vez. Peor aún, hacer demasiado el mismo tipo de actividad puede predisponerte a las lesiones por exceso de uso. Mezcla tus rutinas en un menú de siete días de actividades cardiovasculares divertidas y desafiantes.

Lunes

Pone tus zapatos deportivos y sal a caminar, trotar o correr. Puedes fácilmente dar un paseo afuera o usar una corredora. Asegúrate de tener zapatos con buen soporte y elige un paisaje o música que disfrutes para mantenerte motivada. Ajusta la intensidad acelerando o reduciendo la velocidad si te cuesta respirar e intenta hacer por lo menos 10 minutos de ejercicio al comienzo, aumentando gradualmente hasta hacer 30 o más a medida que tu estado físico mejora.

Martes

Elimina el estrés en tus articulaciones haciendo una actividad de bajo impacto como montar bicicleta. Montar bicicleta afuera puede ser estimulante sin importar si prefieres las calles o caminos. Usa siempre un casco y equipo de protección. Monta bicicleta en el interior ahora incluye a la última tecnología con muchos gimnasios ofreciendo "paseos virtuales" en sus bicicletas estáticas. Para obtener un mayor impulso cardiovascular, únete a un grupo de ciclismo como spinning o Cycle Reebok para quemar calorías y disfrutar la camaradería entre los entusiastas del ejercicio.

Míércoles

Conquista este día desafiándote a hacer entrenamiento de intervalos de alta intensidad. Alternarás periodos cortos de ejercicio de cualquier cosa que acelere a tu corazón, títeres (jumping jacks), sentadillas con salto (squat jumps), burpees, patadas hacia atrás (butt-kicks) o trotar con periodos ligeramente más largos de ejercicio. Cualquier tipo de ejercicio funciona, incluso simplemente marchar en el sitio, siempre y cuando tu ritmo cardíaco suba y respires con dificultad a lo largo de la fase rápida de cada ejercicio. Asegúrate de mantenerte hidratada, ya que a este tipo de ejercicio no se le llama "intenso" por nada.

Jueves

Elimina la tristeza de la semana laboral practicando kickboxing. Puedes seguir un video de Tae Bo o algo similar o unirte a una clase como Turbo Jam en tu gimnasio. Para que esta actividad sea de bajo impacto, puedes modificar los títeres (jumping jacks) y "shuffles" de boxeador manteniendo uno ambos pies en el suelo en todo momento.

Fin de semana

Celebra el viernes bailando, ya sea eligiendo clases activas como Zumba o simplemente colocando tus canciones favoritas. El sábado puedes probar hacer entrenamiento de circuitos, en el que haces un ejercicio de entrenamiento de fuerza inmediatamente seguido de otro para mantener a tu ritmo cardíaco arriba. Ve a la piscina el domingo para eliminar la tensión en tus articulaciones. Si nadar no es tu tipo de deporte, puedes hacer una excelente rutina cardiovascular tomando una clase de aeróbicos en agua o trotando en el agua.

Más galerías de fotos



Escrito por amy kreger | Traducido por ana maría guevara