¿Es seguro comer nieve?

Hay algo mágico acerca de atrapar copos de nieve con la lengua y casi nadie ha crecido sin probarlo al menos una vez. Atrapar un copo de nieve ocasional con la lengua es una parte integral del crecimiento y disfrute de invierno, y aunque es digamos que seguro, probablemente evitarías comer cosas que están en el suelo, ya que pueden suponer varios peligros para la salud.

Contaminación

Aún cuando los copos de nieve caen al suelo, la contaminación en el aire se adhiere a ellos. Debido a que sólo puedes tomar unos pocos copos de nieve en la lengua, sólo vas a ingerir una cantidad microscópica, pero si comes grandes puñados del suelo, estarás consumiendo mayores cantidades de elementos contaminados e insalubres. Incluso la nieve pura y blanca que no ha sido tocada por el hombre o los animales puede estar cubierta de contaminantes. Sólo porque no puedas ver la contaminación no significa que no está allí.

Bacterias

No puedes ver las bacterias a simple vista, por lo que simplemente mirar la nieve no te dice mucho acerca de lo que podría surgir de ella. De acuerdo con The Weather Channel, incluso la nieve blanca pura puede albergar bacterias llamadas Pseudomonas syringae. Sin embargo, estas bacterias están en todas partes y lo más probable es que hayas entrado en contacto con ellas en numerosas ocasiones, aparte de tus aventuras en la nieve. Eso no significa que quieras comer un puñado de esa cosa fría, pero unos pocos copos aquí y allá probablemente no te causen daño.

Nieve amarilla, rosa, marrón y negra

Probablemente has escuchado que nunca se debe comer la nieve amarilla, pero vale la pena repetirlo, especialmente en términos de seguridad. La nieve amarilla indica que un animal ha orinado en ese lugar y que sin duda no se debe comer. Puede albergar bacterias y gérmenes que te pueden enfermar bastante. Omite la nieve rosa, que a menudo se llama "nieve sandía", porque su sabor es dulce. El color rosado proviene de microorganismos que viven en la nieve, pero que te pueden causar un caso severo de diarrea, de acuerdo con June Fleming, autor de "The Well-Fed Backpacker (El mochilero bien alimentado)". Evita también la nieve marrón y la negra, porque estos colores suelen indicar que la nieve ha sido contaminada con suciedad, barro o residuo grasiento dejado atrás por los vehículos.

Consejos y consideraciones

Si estás afuera participando en programas de nieve, como el esquí o el snowboard, puede ser tentador comer un puñado de nieve para evitar la sed. De todos modos, no te apresures a hacerlo. Fleming señala que el consumo de grandes cantidades de nieve puede bajar la temperatura corporal, que puede ser peligroso si estás afuera en un clima frío. Muchas personas disfrutan usando nieve de verdad para hacer conos de nieve caseros. Deja de hacerlo, también, especialmente si estás jugando. Estás consumiendo contaminación, ya que aunque la infusión de nieve en cono sabe bien, no vale la pena. En su lugar usa hielo raspado del congelador.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por mayra cabrera