Segundo día después de haber dejado el cigarrillo

Estás en el segundo día sin haber probado un cigarrillo. Puedes haber tenido algunos síntomas de abstinencia del día anterior, pero ahora que la nicotina está saliendo de tu sistema, comenzarás a experimentar los síntomas más intensos. Ayer fuiste capaz de pasar el día sin problemas en no tener un cigarrillo entre los dedos. Debido a que has establecido una resolución de Año Nuevo para dejar de fumar, tienes que depender de otros para que te ayuden a pasar este segundo día tan difícil.

Marco de tiempo

Debido a que la nicotina en los cigarrillos ha sido más lenta en salir de tu cuerpo, no has sentido muchos síntomas físicos en tu primer día sin cigarrillos. Puedes haber pensado que dejar de fumar no era tan difícil después de todo y te fuiste a la cama sintiéndote relativamente bien. Puedes haber tenido algunos problemas para permanecer dormido durante la primera noche después después de haber fumado tu último cigarrillo. De acuerdo con Lung Association of Saskatchewan, la droga nicotina tiene un efecto en las funciones de tus ondas cerebrales. Tus patrones de sueño pueden comenzar a cambiar y podrías experimentar sueños vívidos cuando duermes.

Características

Los síntomas psicológicos que puedes sentir en este segundo día incluyen cambios de humor y arrebatos de ira. Admite sentirte enojado, pero trata de no perder la calma. Si lo haces, comenzarás a sentir el aumento de la ganas de fumar. En su lugar, exprésate con respecto a la situación que está incitando a tu ira. Mientras estás teniendo estos sentimientos, respira profundamente o si puedes, ve por un paseo. Puedes comenzar a sentirte deprimido o tener sentimientos de desesperación. Esto es normal. Busca a alguien para hablar que pueda ayudarte a ver que estás haciendo algo bueno por tu salud.

Efectos

Puedes comenzar a experimentar mareos. Ahora hay oxígeno adicional que está llegando a tu cerebro, haciéndote sentir mareado. Trata de ir a dar un paseo con alguien, sal y disfruta del aire fresco y empieza a cambiar tus posiciones poco a poco hasta que este efecto desaparezca. Inmediatamente al dejar de fumar, puedes comenzar a experimentar fatiga. La nicotina de los cigarrillos estimula el cerebro y el cuerpo. Comienza un ejercicio moderado en la mañana después de dejar de fumar, bebe mucho agua y no te esfuerces. Puedes experimentar dolor de garganta y síntomas parecidos al resfriado. Tu cuerpo, físicamente, está purgando los venenos de los cigarrillos. Bebe mucho agua y consume pastillas para la garganta para ayudar a aliviar los peores síntomas.

Importancia

Tu cuerpo está reaccionando a dejar de fumar, ya que se está deshaciendo de todo lo que los cigarrillos dejaron. Para algunas personas, los síntomas y las reacciones son intensas y para otros, son más leves. Tu cuerpo, el cerebro y la psique también están abandonando los efectos de una droga como la nicotina. Si tus síntomas son más intensos, no te rindas. Busca a alguien que te apoye a través de los momentos más difíciles después de haber dejado de fumar. Advierte a familiares, compañeros de trabajo y amigos que estás dejando de fumar, para que sepan que estarás irritable y tenso. Te sientes así porque, psicológicamente, has llegado a depender de los cigarrillos como un soporte para tu vida.

Consideraciones

En este segundo día de estar libre de cigarrillos, ten en cuenta por qué decidiste dejar de fumar. Si has elegido el día de Año Nuevo para dejar de fumar, porque es tu resolución o promesa, no te des por vencido. Haz una lista de las razones por las que decidiste dejar de fumar y lleva esa lista contigo. Debes sacarla y leerla cuando tu decisión de dejar de fumar sea débil. Inicia sesión en LiveStrong.com y crea una suscripción gratuita sobre el Quit Smoking Dare (Desafío para dejar de fumar). Puedes pedir a otros miembros del foro que te ayuden cuando lo necesites. Ellos estarán allí para ayudarle. (Ver sección Recursos).

Más galerías de fotos



Escrito por genevieve van wyden | Traducido por martín giovana