¿Qué tan saludable es la berenjena?

Un plato de berenjena como la berenjena con parmesano, que está empanada y frita y cubierta de queso, no es particularmente saludable, pero la berenjena puede ser parte de una comida nutritiva si se cocina de manera más saludable. Alrededor de la mitad de tu plato en cada comida debe estar lleno de frutas y verduras y debes obtener al menos 2 a 3 tazas de verduras al día, de acuerdo con ChooseMyPlate.gov. Optar por verduras sin almidón, como la berenjena, puede ayudarte a mantener las calorías abajo mientras que cumples con tu consumo de verduras recomendadas.

Fundamentos de nutrición

Una taza de berenjena picada y hervida tiene sólo 35 calorías, casi la totalidad de los cuales proviene de los 8,6 gramos de hidratos de carbono que contiene. Este plato también tiene 0.8 gramos de proteína, 0.2 gramos de grasa y nada de colesterol. A pesar de que no es una fuente particularmente buena de cualquier micronutrientes, sí ofrece un 6 por ciento del valor diario o DV, de manganeso, el 5 por ciento del DV para la tiamina y el 4 por ciento del DV para la vitamina B-6 y la vitamina K.

Baja densidad de energía

La berenjena es una buena opción de verduras para las personas que están tratando de perder peso, ya que es una comida baja en densidad de energía, lo que significa que puedes comer una gran cantidad de ella sin consumir demasiadas calorías. Los alimentos bajos en densidad de energía ayudan a sentirte lleno y sin pasar tu límite diario de calorías, ya que es el volumen de comida lo que te llena y no las calorías, de acuerdo con Centers for Disease Control and Prevention.

Buena fuente de fibra

Cada porción de 1 taza de berenjena proporciona 2.5 gramos de fibra o el 10 por ciento del valor diario de fibra. La fibra puede ayudar a reducir el colesterol, controlar el azúcar en la sangre y limitar el riesgo de enfermedades del corazón y problemas digestivos, como el estreñimiento y la diverticulosis. Dado que la fibra absorbe el agua, también ayuda a sentirte lleno sin añadir calorías adicionales, lo que podría hacer la pérdida de peso más fácil.

Métodos de preparación saludables

Cocinar al vapor es un método de cocción especialmente saludable para la berenjena. Un estudio publicado en "Nutrition Research" en diciembre de 2007 encontró que cuando se cuece al vapor la berenjena envolvía más ácidos biliares. Esto disminuye los niveles de absorción de colesterol y de grasa, lo que podría disminuir el riesgo de enfermedades del corazón. Hornear y asar son otras maneras de bajo contenido graso para preparar la berenjena. Evita freírla, dado que la berenjena tiende a absorber una gran cantidad de aceite a menos que le pongas sal y presiones hacia fuera el agua y el aire en la berenjena de antemano. También puedes usar puré de berenjena como sustituto de hasta la mitad de la grasa en los productos horneados, aunque puede suavizar la textura del producto final un tanto.

Más galerías de fotos



Escrito por jessica bruso | Traducido por juan ignacio ceviño