Cómo hacer sacos de arena para ejercitar

Hay un interés creciente en los métodos no tradicionales de ejercicio y de entrenamiento de fuerza, como los métodos de "ejercicio funcional" y "físicoculturista". La necesidad del soporte general del cuerpo en estos métodos de entrenamiento lleva a una mayor demanda de los sistemas de energía del cuerpo, haciendo que sea una herramienta de entrenamiento mucho más eficaz que el simple levantamiento de pesas tradicional. Un elemento del entrenamiento de físicoculturista que es muy popular es el levantamiento de sacos de arena. Desafortunadamente, algunos gimnasios ofrecen sacos de arena ya hechos para sus miembros. Hacer tu propio saco de arena, sin embargo, es simple, lo que permite que todos se beneficien con este tipo de entrenamiento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Sacos de arena Tyvek de grado comercial
  • Arena tamizada y limpia
  • Pala
  • Balanza de baño
  • Marcador permanente
  • Cinta plateada

Instrucciones

  1. Coloca la balanza de baño en una superficie plana cerca de tu pila de arena. Una tabla de madera es una buena superficie, así como también la esquina de una entrada de cemento. Déjala en un lugar accesible fácilmente mientras llenas de arena los sacos sobre la balanza.

  2. Determina cuánto te gustaría que pesara cada saco y márcalo en la parte exterior de la bolsa con un marcador permanente u otro método indeleble. Es recomendado que crees una serie de sacos que vayan aumentando en peso, desde 25 libras hasta 200.

  3. Coloca un saco de arena Tyvek marcado en la balanza, con la boca del saco abierta lo suficiente como para poder verter arena dentro con una pala.

  4. Coloca una primera para de arena en el saco y presta atención a cuanto pesa cada palada. Continúa añadiendo arena hasta el peso deseado. Esto podría requerir que saques un poco de arena del saco, si no te has dado de cuenta y pusiste arena de más.

  5. Cierra el saco retorciendo la punta tan ajustadamente como sea posible. Envuelve el cuello cerrado con varias capas de cinta plateada para asegurarte de que no se abrirá durante tu ejercicio. Esto te proveerá una manija para agarrar el saco con una sola mano como en las flexiones de bíceps (bicep curls) y los empujes (presses) con un brazo, los cuales pueden ser bastante difíciles de realizar con sacos de arena.

  6. Repite el llenado y sellado de los sacos con las otras bolsas en incrementos de 10 libras hasta llegar al límite de 200 libras, o más, si es necesario para desafiar tus niveles actuales de fuerza.

Consejos y advertencias

  • Recuerda que, debido a la inestabilidad y peso desparejo de los sacos de arena, tu habilidad para levantar un peso equivalente en el mismo ejercicio con una haltera (barbell) o mancuerna (dumbbell) será significativamente menor.
  • Siempre consulta a tu médico antes de empezar un nuevo régimen de ejercicios.

Más galerías de fotos



Escrito por ragnar danneskjold | Traducido por maría marcela mennucci