¿Un saco de boxeo debe poder moverse?

Si deseas que tu entrenamiento de boxeo sea efectivo, definitivamente querrás que tu saco para golpear tenga algo de movimiento. A medida que el saco oscila hacia atrás y hacia adelante, debes poder medir tus puñetazos o patadas para que coincidan. Esto puede ayudarte a establecer ritmos de combate efectivos, como breves ráfagas de golpes seguidas de pausas.

Mejora de juego de pies

Una ventaja importante de un saco de boxeo oscilante es la contribución para mejorar tu juego de pies. Cuando peleas con un oponente que esquiva golpes, debes usar tus pies para reposicionar tu cuerpo continuamente, con el fin de atacar con efectividad. Por ejemplo, si un oponente se aleja hacia atrás de ti, debes correr hacia adelante, lanzar una rápida combinación de golpes y replegarte a una postura defensiva. El saco balanceándose te obliga a mantenerte en movimiento durante toda la rutina de entrenamiento.

Orientación

Un saco en movimiento te permite mantener tu cuerpo orientado correctamente, lo que resulta vital por dos motivos. El primero, tu postura defensiva siempre debe tener en cuenta la ubicación de tu oponente. Después de todo, desde allí provendrán los golpes. Lo segundo, tus opciones ofensivas dependen de tu distancia y orientación. Por ejemplo, si tu brazo derecho es más fuerte, probablemente quieras asegurarte de poder golpear a tu oponente de lleno siempre que se encuentre dentro del alcance. Un saco en oscilación puede ayudarte a acondicionar tu cuerpo para mantener siempre la orientación correcta.

Desarrollar potencia

En ocasiones, sí conviene que un saco de boxeo se mantenga relativamente estático. Cuando el saco se mueve poco después de un golpe, ayuda a desarrollar golpes y patadas más potentes, de acuerdo al libro de 2000, "La guía del kickboxing para el completo idiota", de Karon Karter y Guy Mezger. Si ésta es tu meta, solicita a tu compañero de entrenamiento que sostenga firmemente el saco o consigue un saco de boxeo más pesado.

Oscilación de retorno

También necesitarás que un saco se mueva si estás practicando cómo contraatacar a un oponente que se aproxima velozmente. En este caso, necesitarás empujar el saco lejos de ti y atacarlo en la oscilación de retorno. Esto te ayudará a medir el tiempo de tus ataques para que coincidan con los movimientos del oponente. Como un beneficio adicional, el impulso del saco lo hará más resistente a tus golpes, lo que también te ayudará a desarrollar potencia.

Más galerías de fotos



Escrito por stan mack | Traducido por pau epel