Cuál es la rutina típica de un bebé de dos meses

Los recién nacidos raramente duermen más de dos horas seguidas, frecuentemente resultando en padres exhaustos y privados de sueño. Muchos padres esperan que su bebé empiece a dormir por periodos más largos de tiempo cuando cumpla dos meses. Los horarios de sueño de los infantes varían bastante, pero te puedes enfocar en establecer buenos hábitos y patrones de sueño para mejorar la calidad y duración del sueño de tu bebé.

Importancia

Mientras algunos bebés de dos meses siguen un horario medio predecible de sueño, otros todavía duermen y despiertan erráticamente; ambos extremos son muy normales para esta edad, según el Dr. Steven Downshen del sitio de Internet KidsHealth. Para el primer y segundo mes de edad, los bebés generalmente diferencian entre dormir de noche y de día, quedándose despiertos más tiempo durante el día y durmiendo más por la noche.

Consideraciones

El pediatra y experto en desarrollo infantil, Dr. William Sears, sugiere que los patrones al despertar de un bebé proporcionan beneficios importantes de supervivencia. Si los bebés durmieran tan profundamente como los adultos, posiblemente perderían claves importante de hambre o calor y su bienestar estaría en peligro. Él sugiere que el estómago pequeño de un bebé de dos meses hace que despierte por hambre cada cuatro horas; conforme madura, sus patrones de alimentación y sueño se desarrollan también. Sears desalienta que los padres usen técnicas como "dejar que lloren" o métodos de entrenamiento para dormir que promuevan que los bebés de dos meses duerman por periodos extendidos de tiempo.

Ideas equivocadas

El término "dormir durante la noche" significa diferentes cosas para un bebé de dos meses que para un bebé más grande o un adulto. Estos bebés usualmente duermen por periodos de cinco o seis horas, no las ocho horas que la gente asocia con el término. Sears dice que un periodo de cuatro horas es normal para bebés de esta edad, pero algunos bebés pueden dormir un poco más.

Prevención/solución

Puedes alentar a tu bebé a desarrollar un horario de sueño ayudándolo a aprender la diferencia entre dormir de noche y de día y creando una rutina para acostarse por la noche. Juega con él lo más que puedas mientras esté despierto durante el día. Abre las ventanas de su cuarto y en toda la casa y deja que se acostumbre al ruido del día como el repicar del teléfono y el sonido de la aspiradora. En la noche, haz que tu interacción con él sea breve y específica. Evita prender las luces y jugar con él. Cambia su pañal, dale de comer y acuéstalo en su cama rápidamente. Incorpora una rutina reconfortante para acostarlo en tu horario nocturno para que signifique el comienzo del "sueño nocturno". Continúa un baño caliente leyendo un libro o cantándole una canción de cuna, después abraza a tu hijo y dale un beso de buenas noches. Jodi Mindell, autora de "Durmiendo por la noche", sugiere acostar a tu hijo despierto, en lugar de mecerlo o cuidarlo para que se duerma primero, para enseñarle buenos patrones de sueño desde el comienzo.

Potencial

Espera a que tu bebé duerma por más tiempo durante la noche y menos por el día mientras crece y se alerta. Según Dowshen, al cumplir los tres meses muchos bebés duermen entre 15 a 24 horas al día, durmiendo dos tercios del tiempo durante la noche. A los tres meses de edad, tu bebé puede entrar en un patrón consistente de dos a tres "siestas" durante el día, con un tiempo de sueño de seis a siete horas durante la noche.

Más galerías de fotos



Escrito por erin carson | Traducido por monica del valle