El ruibarbo y el embarazo

El ruibarbo es una verdura, a pesar de su uso habitual en los postres dulces como pastel de fresa y ruibarbo. Esta planta perenne consiste en un comestible similar al tallo de apio, que suele ser de color rojo y tiene hojas comestibles. Las mujeres embarazadas pueden consumir con seguridad los tallos de ruibarbo; este vegetal proporciona muchos beneficios. No comas hojas de ruibarbo durante el embarazo, y siempre consulta a tu médico antes de tomar medicamentos que contengan ruibarbo durante este tiempo.

Hipertensión

Los tallos de ruibarbo pueden proporcionan beneficios para las mujeres embarazadas que sufren de hipertensión, o presión arterial alta. La hipertensión inducida por el embarazo puede ser peligrosa cuando toma la forma de una condición conocida como pre-eclampsia; que puede resultar en bajo peso al nacer para el bebé, ya que evita la transferencia de la sangre a través de la placenta. Tu médico puede recomendar descanso y la reducción de la ingesta de sodio para controlar la hipertensión, pero el consumo de ruibarbo puede también ayudar. Un estudio publicado en diciembre de 1999 en el diario chino "Zhongguo Zhong Xi Yi Jie El Za Zhi", indica que el ruibarbo dado a un grupo en estudio resultó en una disminución de los niveles de colesterol y mejoró la salud vascular; los investigadores teorizan que esta reacción puede ser de utilidad en el tratamiento de la hipertensión inducida por el embarazo, aunque se necesita más investigación para confirmar el hallazgo.

Ingesta de suplementos de vitamina K

Una porción de 1 taza de ruibarbo cocido contiene 50,6 mcg de vitamina K; las mujeres embarazadas necesitan aproximadamente 90 mcg de esta vitamina cada día. Tu cuerpo contiene más sangre mientras estás embarazada, así que conseguir la cantidad adecuada de vitamina K es esencial; esta vitamina trabaja para ayudar a tu cuerpo a coagular la sangre correctamente. También es importante para evitar las hemorragias cerebrales del feto durante el parto.

Aumento del consumo de calcio

Las mujeres embarazadas necesitan 1.000 mg de calcio al día para ayudar a que el feto crezca con huesos fuertes y sin robar a los propios huesos de la madre este mineral vital de la mujer. Comer ruibarbo puede ayudarte a obtener el calcio que necesitas; 1 taza de ruibarbo cocido presenta 348 mg de este mineral a tu plan de comidas. Además de los beneficios del calcio en los huesos de la madre y el bebé, el calcio que se obtiene de ruibarbo influye en el crecimiento de los nervios del feto, el corazón y los músculos.

Consideraciones

Comer hojas de ruibarbo durante el embarazo, o en cualquier momento, es una mala idea. Las hojas contienen glucósidos de la antraquinona, que dan al ruibarbo su color rojo. Este compuesto puede desencadenar contracciones graves en los intestinos. Las hojas de ruibarbo también contiene ácido oxálico, que es seguro en pequeñas cantidades, pero se concentra en la hoja. Comer las hojas de ruibarbo puede causar envenenamiento lo que provoca problemas respiratorios, cálculos renales, convulsiones, dolor de estómago, vómitos y coma, todo lo cual puede ser muy peligroso durante el embarazo.

Más galerías de fotos



Escrito por nicki wolf | Traducido por susana lópez millot