Requisitos de edad, altura y peso de una silla de seguridad para bebés

La seguridad es de una prioridad clave para las familias que circulan en las rutas. Los niños pequeños pasan rápidamente de los arneses de cinco puntos a ocupar las sillas de seguridad que permiten el uso regular del cinturón de seguridad. La comprensión de los requisitos para el uso de las sillas de seguridad puede ayudar a los padres a tomar una decisión informada acerca de qué tipo de equipo puede proteger mejor a su niño en pleno crecimiento.

Sillas de seguridad

El cuerpo poco desarrollado de un niño es 59 por ciento más propenso a sufrir lesiones en un accidente automovilístico cuando está protegido sólo por un arnés de cintura y hombros. Los sillas de seguridad reducen el riesgo de lesiones de un niño al amortiguarle un salto y darle un espacio poco profundo para sentarse cómodamente sin encorvarse. Las sillas de seguridad hacen posible que el cinturón de cintura descanse sobre los muslos superiores en lugar de su abdomen más vulnerable, y mantiene su fuerza de agarre a una distancia prudente del abdomen, aumentando el ángulo del cinturón en caso de accidente, según el Instituto Asegurador para la Precaución en Rutas.

La edad y el peso

Los niños pequeños están más seguros en los arneses de cinco puntos, y deben permanecer en ellos, siempre y cuando todavía quepan cómodamente, según el Asiento de Dama del Coche. Los niños entre las edades de 3 y 4 que pesen al menos 40 libras son buenos candidatos para las sillas de seguridad, siempre que los cinturones de cintura y hombros se ajusten correctamente cuando el pequeño se encuentre sentado. El niño debe ser capaz de sentarse cómodamente durante todo el viaje sin alterar su posición al ponerse sobre sus rodillas o inclinarse hacia adelante.

La altura importa

Los niños pueden comenzar a usar una silla de seguridad a la temprana edad de 3, aún así Car Seat Lady afirma que hasta un 50 por ciento de los niños de 10 años todavía requieren asientos de seguridad para la colocación óptima del cinturón de cintura. Puede que no haya un tamaño perfecto para determinar el uso de sillas de seguridad, pero la altura del niño, en última instancia, ayuda a determinar cómo debe ajustar el cinturón de seguridad. Cuando el niño ha crecido lo suficientemente como para que el cinturón de seguridad ajuste apropiadamente de forma segura sin la ayuda de la silla de seguridad, los padres pueden considerar con seguridad el permitir que el niño viaje sin una silla.

Adiós silla de seguridad

Con el tiempo, los viajeros jóvenes sobrepasan a sus sillas de seguridad. Los padres pueden realizar cinco pruebas sencillas en thecarseatlady.com para determinar la posibilidad que su hijo suba sin silla. Si el niño es capaz de sentarse con la espalda contra el asiento del vehículo y sus rodillas se doblan cómodamente mientras es ubicado, entonces puede estar listo. El cinturón debe cruzar el hombro del niño entre el cuello y el brazo, mientras que el cinturón de cintura debe cruzar sus muslos. Si el niño es capaz de permanecer sentado de forma segura durante todo el viaje, la silla de seguridad puede ser quitada. Los padres deben estar seguros de probar cada nuevo vehículo en el que su niño viaje, ya que diferentes marcas y modelos pueden alterar la posición del cinturón de seguridad por sobre el regazo del pequeño.

Más galerías de fotos



Escrito por joanna ehlers | Traducido por anibal julian barbosa