Cómo remover vello con cera fría hecha en casa

Antes de programar tu próxima cita para la depilación de labio superior, bikini o piernas, considera remover tu vello en casa con un tratamiento para realizar por ti misma. De hecho, al usar cera fría, removerás este directamente desde la raíz, en vez de cortarlo en la superficie con una cuchilla o depilación. Como resultado de esto, el vello tarda más en volver a crecer y tu piel se siente más lisa y suave. Con un tratamiento continuo de cera no sólo ahorrarás cientos de dólares en costosos tratamientos de salón, también tendrás un vello más suave y delgado que resultará mucho más fácil de remover.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Dos tazas de azúcar
  • 2.5 tazas de agua
  • Cacerola con tapa
  • 1/4 tazas de zumo de limón
  • 1/4 tazas de aceite de mostaza o de oliva
  • Una cucharada de glicerina
  • Espátula
  • Tela de muselina de algodón, cortada en tiras de 1/2 pulgadas (1.27 cm)

Instrucciones

    Preparar la cera

  1. Crea un espeso jarabe de azúcar, vertiendo dos tazas de azúcar en dos tazas de agua. Calienta los ingredientes en una cacerola en la estufa. Cocina la mezcla a fuego bajo hasta que esté transparente, hiérvela durante un minuto.

  2. Saca el jarabe del fuego y déjalo enfriar.

  3. Agrega 1/4 tazas de zumo de limón a la cacerola y agita la mezcla.

  4. Agrega 1/4 tazas de aceite de oliva y agita. En "Be Your Own Beautician", el autor Parvesh Handa sugiere usar aceite de mostaza; sin embargo, este aceite especializado tal vez no se encuentre en todos los supermercados.

  5. Agrega 1/2 taza de agua y agita.

  6. Calienta la mezcla en la estufa a fuego medio durante 45 minutos. Cuando la mezcla se torne de color marrón, retira la cacerola del fuego.

  7. Agrega y mezcla una cucharada de glicerina y deja enfriar la mezcla en el refrigerador. Asegúrate de colocar una tapa en la cacerola, para evitar que los ingredientes se sequen.

    Remover vello

  1. Sumerge una espátula en la cera fría y saca una cantidad del tamaño de medio dólar.

  2. Usa la espátula para untar la cera en una franja sobre la parte del cuerpo que deseas depilar. Siempre esparce la cera en la dirección del crecimiento del vello, desde el folículo hasta la punta.

  3. Cubre la cera con una tira de muselina y presiona ligeramente para asegurarte de que se pegue a la tela. No presiones con fuerza: tres o cuatro movimientos suaves y delicados son todo lo que necesitas para hacer que la tela se pegue a la cera.

  4. Levanta una esquina de la tira de muselina, en el extremo más lejano a ti. Arráncala hacia arriba y afuera de la piel, con un movimiento fluido, para remover la cera.

  5. Repite del paso uno al cuatro para todas las áreas que deseas encerar.

Consejos y advertencias

  • Si vas a depilar áreas complicadas alrededor de la rodilla, coloca tu pie sobre el piso y empieza a flexionar esta ligeramente. Tensa la piel de la rodilla antes de aplicar la cera, esto creará una superficie a la que lesta pueda adherirse con facilidad.
  • Cuanto más vello tengas, más fácil será aplicar cera. Si afeitas regularmente el área que deseas encerar, deja que el vello crezca durante varios días; esto brindará a la cera más superficie a la que aferrarse.

Más galerías de fotos



Escrito por jenni wiltz | Traducido por pau epel