Remedios naturales caseros de banana y aguacate para el cabello dañado

El cabello puede dañarse por los factores ambientales como el frío, sol y el viento. Los productos y herramientas estilizadoras pueden dañar el cabello y el cuero cabelludo. Si tu cabello está dañado y opaco, una mascarilla para cabello hecha con banana y aguacate (avocado) puede ayudarte a restaurar su belleza y brillo. Las bananas contienen aminoácidos que ayudan a proteger el cabello del daño ambiental y el ácido cítrico hace que el cabello brille. Los aguacates contienen vitamina A y B6, también son ricos en aceites que se absorben fácilmente por el cuero cabelludo.

Mascarilla de batido de fruta para el cabello

Los ingredientes de una mascarilla de batido de frutas es lo suficientemente buena para comerla y también saca el brillo natural de tu cabello. En una licuadora, mezcla la mitad de una banana y la mitad de un aguacate con algunos trozos de melón (cantaloupe) y unas cuantas cucharadas de yogur simple. Si tu cabello está muy dañado, rompe una cápsula de vitamina E dentro de la mezcla. Combina la mezcla hasta que quede suave y frótala sobre tu cabello y cuero cabelludo. Cubre tu cabeza con un gorro para ducha y deja que la mezcla repose por unos 30 minutos. Enjuaga la mascarilla con agua fría dentro de una bolsa para basura para evitar tapar el drenaje y luego lava tu cabello con champú y agua fría. El yogur y el aguacate ayudan a hidratar tu cuero cabelludo mientras que los ácidos en la banana y el melón acondicionan el cabello para sacar su brillo. Esta mascarilla puede aplicarse semanalmente, como sea necesario.

Mascarilla de proteína para el cabello

En un tazón, tritura con un tenedor la mitad de una banana madura y la mitad de un aguacate maduro. En otro tazón, bate un huevo entero hasta que este completamente combinado. Agrega 3 cucharadas de leche y 3 cucharadas de miel al huevo y revuélvelo bien. Agrega la mezcla de huevo a la mezcla de banana y combínalo en uno de los tazones o en la licuadora. Esparce la mascarilla sobre tu cabello y cuero cabelludo, llevándolo hasta la raíz del cabello. Cubre tu cabeza con un gorro para ducha y déjalo puesto por 30 minutos. Enjuaga y lava tu cabello con con la mascarilla de batido de fruta. La proteína extra en esta mascarilla nutre el cuero cabelludo y las cutículas del cabello, lo cual ayuda a que el cabello dañado no se caiga. La mascarilla también es hidratante para el cabello seco y ayuda a prevenir la caspa. Puedes aplicar esta mascarilla semanalmente, si es necesario.

Mascarilla hidratante para cabello

El cloro, daño solar y el clima frío pueden secar tu cuero cabelludo, haciéndolo sentirse tenso y con picazón. El aloe en esta receta calmará tu cuero cabelludo y la toalla caliente ayudará a que los aceites penetren tu piel y las cutículas del cabello profundamente. El aceite de oliva agrega antioxidantes extras que protegen tu cabello y cuero cabelludo de más daño. En una licuadora mezcla la mitad de una banana, la mitad de un aguacate, 2 cucharadas de aceite de oliva y 1/4 de taza de gel de aloe vera. Combina la mezcla hasta que quede cremosa. Masajéala en tu cuero cabelludo y espárcela sobre el cabello. Cubre tu cabeza con un gorro de ducha. Sumerge una toalla en agua bastante caliente y exprime el exceso de agua y luego envuélvela sobre tu cabeza. Deja que la mascarilla repose por 20 a 30 minutos hasta que la toalla se enfríe. Lava tu cabello. Aplica esta mascarilla una vez al mes si es necesario.

Más galerías de fotos



Escrito por sarah metzker erdemir | Traducido por alejandra rojas