Remedio de hierbas para las infecciones del oído interno

Una infección del oído interno es el resultado de bacterias o virus en el oído medio. Este tipo de infección en el oído es normalmente el resultado de un resfriado, alergias o la gripe. Aunque es más común entre los bebés y los niños pequeños, las infecciones del oído interno pueden afectar a las personas de todas las edades. Se pueden recetar algunos medicamentos para tratar una infección del oído interno, sin embargo, las hierbas que tienen propiedades antibacterianas, como la equinácea también pueden ayudar. Habla con tu médico para determinar si su uso es una alternativa segura para ti.

Síntomas

Los síntomas de una infección del oído interno pueden incluir dolor de oído, sordera o dolor de garganta, acumulación de líquido, así como una posible fiebre de hasta 103 grados. Las infecciones severas del oído interno pueden llevar a una perforación del tímpano que puede resultar en una pérdida de la audición y secreción con sangre. Según a Mayo Clinic, si sientes algún tipo de dolor en el oído o secreción, debes consultar a tu médico para que te evalúe, ya que puede ser el resultado de una condición de salud subyacente.

Equinácea

La equinácea es una hierba perenne que es nativa de América del Norte. Esta hierba se ha utilizado para tratar una variedad de infecciones por más de 400 años. La equinácea contiene propiedades antibacterianas que ayudan a mejorar el sistema inmunológico del cuerpo y a protegerlo de las enfermedades inflamatorias e infecciosas. Hay tres tipos diferentes de equinácea y la mayoría de los preparados a base de esta hierba puede contener uno, dos o los tres tipos. Esto puede afectar qué tan bien funciona una preparación individual.

Dosis

La equinácea está disponible en forma de cápsulas, tabletas, tinturas y extractos. Para la estimulación inmunológica en general, el Centro Médico de la Universidad de Maryland recomienda tomar entre 6 a 9 ml de jugo exprimido, 2 a 3 ml de tintura de extracto estandarizado, o hasta 2 gramos de hierba seca en la forma de un té de hierbas. Uno de estos preparados puede tomarse hasta tres veces al día durante un máximo de 10 días. La dosis recomendada de la equinácea para los niños es un tercio de la dosis para adultos. Sin embargo, se sugiere encarecidamente que hables con el pediatra del niño antes de darle las hierbas.

Advertencias

Los remedios herbarios no siempre son seguros y pueden dar lugar a efectos secundarios o reacciones adversas sobre todo si los tomas en combinación con otros medicamentos. Si se produce una reacción alérgica, deja de usar la equinácea inmediatamente y consulta a tu médico para una evaluación. Las mujeres que están amamantando o embarazadas no deben utilizar las hierbas para tratar cualquier condición.

Más galerías de fotos



Escrito por michelle lawson | Traducido por katherine bastidas