Relación entre el tamaño del cuerpo y la flexibilidad

Aunque algunas personas parecen ser más flexibles que otras, la mayoría de las personas pueden desarrollar flexibilidad al realizar ejercicios diseñados para ayudar a que sus cuerpos sean más ágiles de manera regular. No importa el tamaño de cuerpo, puedes aumentar tu propia flexibilidad con una elongación diaria y una rutina de ejercicios. Sin embargo, existen ciertos factores relacionados al tamaño, tales como dolor en las articulaciones debido a la obesidad, que pueden inhibir tu flexibilidad al principio e impedirte que realices ciertas actividades.

Flexibilidad y movimiento

La flexibilidad corporal involucra las articulaciones, los músculos y varios tejidos conectivos. Aquellas personas que llevan vidas sedentarias generalmente no son muy flexibles debido a que simplemente no mueven sus cuerpos muy seguido. De acuerdo con Brad Appleton de CM Crossroads, las articulaciones se vuelven rígidas y los músculos se tensan a falta de movimientos regulares, y la inactividad puede conllevar a cambios químicos alrededor del tejido conectivo que pueden restringir la flexibilidad. También, un estilo de vida sedentario conlleva a ganar peso y por lo tanto a ser obeso, lo cual genera una carga para las articulaciones, músculos y tejidos conectivos. De esta manera, el tamaño del cuerpo afecta la flexibilidad, pero incluso las personas obesas pueden aumentar su flexibilidad con ejercicios regulares de elongación.

Peso

Llevar un peso extra en el cuerpo puede disminuir el ritmo de la persona durante actividades y evitar que desarrollen una flexibilidad óptima. Sin embargo, realizar simples ejercicios de elongación, tales como los que se practican en las rutinas básicas de pilates pueden ayudar a las personas a desarrollar flexibilidad, a pesar del tamaño de su cuerpo. El sitio web Yoga Point recomienda elongar y tonificar con ejercicios de pilates, así como también otras rutinas de ejercicios de flexibilidad para todo el cuerpo, como tai chi y yoga. Realizar estos ejercicios de manera regular también puede contribuir a perder peso cuando se combina con la dieta adecuada.

Altura

Algunos estereotipos pueden sugerir que las personas altas son menos ágiles. Sin embargo, muchos atletas altos tales como jugadores de basquetbol cuentan con la flexibilidad para su desempeño exitoso durante un juego. Las personas más altas poseen más masa corporal para moverse durante cualquier tipo de actividad. Sin embargo, de acuerdo con el Yoga Journal, el entrenamiento de flexibilidad puede ayudar especialmente a aquellos que posean un cuerpo naturalmente grande para obtener mejor coordinación, control y equilibrio. Practicar pilates, yoga o tai chi puede ayudar particularmente a desarrollar flexibilidad y fuerza en los músculos centrales, los cuales básicamente ayudar a controlar y mover todo el cuerpo.

Edad

El tamaño del cuerpo y la flexibilidad naturalmente cambian con la edad. Es importante para cualquier persona de cualquier edad mantener la flexibilidad para mantenerse en forma y ayudar a prevenir cualquier tipo de lesión. Sin embargo, a medida que la gente envejece, tienden a subir de peso y automaticamente pierden la flexibilidad, y muchos se vuelven más bajos. Si comienzas tu entrenamiento de flexibilidad de grande, puede que te lleve más tiempo desarrollarla, pero finalmente verás y sentirás los beneficios si lo realizas de manera diaria.

Advertencia

Consulta con tu médico antes de comenzar cualquier tipo de entrenamiento de flexibilidad, incluyendo pilates, yoja, tai chi o actividades similares, así como también elongar para adquirir flexibilidad por tu cuenta. Evita estirar demasiado o desgarrar las articulaciones y los músculos al elongar suavemente durante el ejercicio, y si no estás seguro sobre cómo realizarlos, busca consejos de un profesor de gimnasia.

Más galerías de fotos



Escrito por cat north | Traducido por melisa lazarte