Cómo reforzar el sistema inmune en adolescentes

El sistema inmune de los adolescentes los protege contra infecciones bacterianas, virus y otros invasores infecciosos. Si deja de funcionar correctamente, los niños se volverán vulnerables a enfermedades que, en potencia, pueden ser graves. Desafortunadamente, los adolescentes tienen muchos malos hábitos que contribuyen a afectar el buen funcionamiento del sistema inmune, incluyendo el hábito de saltearse comidas o quedarse despiertos hasta tarde. Si estás preocupado por la salud de tu hijo adolescente o por el funcionamiento de su sistema inmune, o si tu hijo parece sentirse mal con una mayor frecuencia que los otros niños de su edad, debes consultar con un médico.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Complejo multivitamínico diario para adolescentes

Instrucciones

  1. Bríndale a tu hijo adolescente una dieta balanceada que sea rica en proteínas magras, lácteos bajos en grasas, pan integral y frutas y vegetales frescos. Los adolescentes necesitan incorporar más calcio y hierro que la mayoría de las personas de otros grupos etarios. Por ello, planea el menú del hogar y ten esto en cuenta. No te olvides de las fuentes de grasas saludables, como las nueces, pescado de aguas frías y paltas.

  2. Incluye un complejo multivitamínico si estás preocupado por la dieta de tu hijo adolescente. Debido al crecimiento rápido y a los malos hábitos alimenticios en la escuela, incluso los adolescentes que se alimentan saludablemente durante el desayuno y la cena corren el riesgo de sufrir insuficiencias vitamínicas o minerales. Consulta con el pediatra o con un nutricionista si tienes preocupaciones específicas.

  3. Incorpora cebollas, ajo, bayas, hongos y frijoles a la dieta de tu hijo adolescente. Estos alimentos pueden ayudar a reforzar su sistema inmune, de acuerdo a Joel Fuhrman, M.D. El yogur con cultivos activos también puede ser beneficioso para el sistema inmune y ayuda a reforzar la salud intestinal.

  4. Insístele a tu hijo para que apague la computadora, los videojuegos o la televisión y se vaya a acostar temprano. Los adolescentes suelen necesitar más horas de sueño que los adultos y los niños más pequeños, de acuerdo a National Sleep Foundation (Fundación Nacional del Sueño), ya que un adolescente promedio necesita más de nueve horas por noche para lograr una salud óptima. La falta de sueño impacta en el cuerpo y puede debilitar el sistema inmune. Haz que tu hijo cumpla con el horario de acostarse y permítele que duerma aún más durante los fines de semana para reducir su falta de sueño.

  5. Promueve la realización de actividad física y actividades que reduzcan el estrés a fines de reforzar su sistema inmune. Si tu hijo no participa de deportes organizados, inscríbelo en un programa de natación de verano o programa salidas familiares activas, tales como caminatas o paseos en bicicleta. Como premio adicional, toda la familia se beneficiará del tiempo que pasan juntos.

  6. Habla con tu hijo adolescente acerca del alcohol, el tabaco y las drogas. La utilización de cualquiera de estas sustancias afecta la habilidad del sistema inmune de funcionar adecuadamente. Estas sustancias también son dañinas por otras razones.

Más galerías de fotos



Escrito por sandra ketcham | Traducido por florencia prieto