Cómo reemplazar los electrolitos

Si te sientes un poco mareado o experimentas calambres musculares después de un entrenamiento en el que sudaste mucho, tus niveles de electrolitos pueden no estar en su porción adecuada. Estos son nutrientes esenciales que ayudan a conducir la actividad eléctrica en el cuerpo y son responsables de las contracciones musculares y de la actividad neural. El desequilibrio de los electrolitos sucede cuando pierdes una excesiva cantidad de fluidos corporales a través del sudor, vómitos, diarrea y fiebre alta. Puedes recuperar nuevamente el equilibrio del cuerpo comiendo alimentos o bebiendo líquidos que contienen estos nutrientes esenciales.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Come un plátano para reponer los niveles de potasio. Medio plátano tiene más de 400 miligramos de potasio. Las papas y el yogur también son buenas fuertes de potasio.

  2. Agrega una pizca de sal a un vaso de agua para reemplazar el sodio y el cloro. El sodio retiene el agua y también ayuda con la rehidratación. Los alimentos salados como el caldo y el jugo de verduras también son buenos para reponer los niveles de sodio. Los tomates frescos y la lechuga ayudan a reponer el cloro.

  3. Repone las reservas de calcio con leche o yogur. Una taza de yogur común tiene 415 miligramos de calcio mientras que la misma porción de leche descremada tiene 299 miligramos.

  4. Toma un refrigerio de semillas de calabaza para reponer las reservas de magnesio. Las almendras, las castañas de cajú, la mantequilla de maní, la espinaca y los frijoles también son una buena fuente de magnesio.

  5. Bebe una bebida para reemplazar los electrolitos, Puedes comprar las bebidas con electrolitos ya preparadas, pero debes tener en cuenta que tienen azúcar refinada y aditivos como colorantes para los alimentos. Una mejor opción es hacer tu propia bebida: prueba mezclando 12 onzas de agua con 1/4 de cucharadita de sal y 2 tazas y 1/2 de jugo de fruta al 100 por ciento y 1/4 de taza de jugo de limón, sugiere el sitio web de la Universidad de Arizona.

  6. Busca agua de coco en tu supermercado local. El agua de coco no sólo es una buena fuente de electrolitos, incluyendo el potasio, el sodio y el magnesio, sino que también contiene fibra.

Consejos y advertencias

  • El sodio se encuentra en muchos alimentos diferentes. Lee las etiquetas y busca alimentos que te agraden para reemplazar las reservas como las galletas integrales, el pan o un queso bajo en grasa.
  • Si tienes problemas renales, consulta a tu médico antes de tomar medidas para reemplazar la pérdida de electrolitos y sales minerales.

Más galerías de fotos



Escrito por jill corleone, rdn, ld | Traducido por alejandra prego