Cómo reducir los carbohidratos de las migas de pan

Para reducir los carbohidratos de las migas de pan, puedes mezclarlas con ingredientes bajos en carbohidratos. Usando un alimento bajo en carbohidratos en lugar de todo o parte de la miga de pan regular puedes mejorar el sabor y afectar la textura, por lo que es mejor elegir un ingrediente que se adapte a la comida que estás por empanar y a cómo vas a cocinarla.

Harina de almendra

La harina de almendra adquiere un sabor tostado sabroso al ser horneada o frita, convirtiéndola en una opción atractiva para cubrir el pollo, pescado y la carne de cerdo. La textura y el color se complementan con las migas de pan regulares y agregando su proteína, grasa y fibra a las migas de pan reduce el contenido de carbohidratos. El aceite de la harina de almendra la hace más propensa a quemarse, así que evita las altas temperaturas de cocción. Rebana las carnes o los vegetales más finos de lo que lo haría con las migas de pan normal para que los alimentos se cocinen más rápido y reducir el riesgo de que se cocine en exceso la harina de almendra. La harina de almendra por sí misma puede ser pesada como cobertura de alimentos. Para una capa más ligera, combina una parte harina de almendra con una parte de harina de coco.

Queso seco

El queso parmesano, romano, asiago finamente rallados o una mezcla de estos quesos duros combinan muy bien con las migas de pan para reducir los carbohidratos. También añaden sus distintivos sabores al plato. Agrega de 30 a 50% de queso a las migas de pan, dependiendo de la reducción de carbohidratos deseada. La mezcla resultante crea una corteza de queso cuando se hornea. Esta mezcla complementa recetas italianas y platos salados como carnes y verduras empanadas. También puedes sustituir estos quesos por migas de pan, aunque la textura resultante será más suave.

Empanar con panko

El panko crea una capa crujiente y ligera para las aves de corral, pescado, carne, verduras o mariscos. Las versiones simples tienen cualquier condimento de suaves a picantes. El panko, migas de pan de estilo japonés, ofrece un sustituto listo para usar a las migas de pan regulares. Es crujiente y tiene una textura crocante, creando una capa más crujiente que las migas de pan regulares, es más bajo en carbohidratos. Puedes comprar panko blanco, integral y sazonado en la tienda de comestibles. Potencia el sabor con coco rallado tostado molido en su procesador de alimentos y añadiendo una parte de coco a dos partes de panko. Alternativamente, usa una parte parmesano en una parte de panko.

Pan bajo en carbohidratos

Hacer migas de pan bajas en carbohidratos ofrece un sustituto satisfactorio a las migas de pan regulares. Los panes especiales hechos con lino o nueces (nuts) y semillas de girasol añaden un sabor a nuez y una textura robusta a las migas de pan o puedes utilizar una versión baja en carbohidratos de tu pan favorito. Tuesta el pan o deja que las rodajas se asienten en el paquete durante la noche. Desmenuza el pan seco en un procesador de alimentos o licuadora para crear migas de pan bajas en carbohidratos. Estas migas tienden a dorarse más rápido, así que reduce las temperaturas de cocción y mantén un ojo en los alimentos durante la misma hasta que te acostumbres a ellas.

Migas de pan mezcladas

Varios ingredientes pueden reducir el volumen de las migas de pan en tu empanado, como las hierbas secas, hojuelas de pimiento (pepper) rojo, semillas de amapola, chicharrones de cerdo molido, nueces pecanas tostadas o coco (coconut) tostado, cada una de ellos es más bajo en carbohidratos que el pan. Las semillas de linaza aumentan la cantidad de fibra y añaden un sabor a nuez al empanado, aunque algunas personas encuentran quer tienen un leve sabor a pescado. Agrega los condimentos secos como vienen y pon los ingredientes más abultados en el procesador de alimentos o licuadora para molerlos a la consistencia deseada.

Más galerías de fotos



Escrito por gryphon adams | Traducido por marcela carniglia