Cómo reducir los bultos de grasa en la parte interna de los muslos

Deja la máquina para la parte interna de los músculos para el final del entrenamiento o no la uses para nada. Incorporar varios ejercicios sin peso en las piernas en lugar de hacerlos en la máquina tonificará mejor tus músculos reduciendo los bultos de grasa de la zona interna de los muslos. Aunque no podrás disminuir la cantidad de células grasas en ningún lugar de tu cuerpo, incluyendo las piernas, puedes reducir el tamaño de las mismas bajando tu ingesta diaria de calorías para perder peso. Más aún, levantar pesas medianas a pesadas para desarrollar significativamente los músculos aductor, cuádriceps e isquiotibiales disminuirá el aspecto abultado de las células grasas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Estima el número de calorías que consumes en promedio por día. Sustrae 250 a 500 calorías de este número. Cuenta y escribe tus calorías diarias para asegurarte de comer menos y perder peso.

  2. Trata de aumentar tu ejercicio a una sesión larga de cardiovascular de 45 a 60 minutos por semana, mejorando la capacidad de quemar las grasas de los músculos de tus piernas para deshacerte de los bultos en la parte interna de los muslos. Toma una clase aeróbica con step (escalón) en lugar de la aeróbica común; subir y bajar del escalón compromete los músculos de tus piernas más que los ejercicios realizados en una superficie plana. En una cinta, camina dos minutos, luego corre por dos minutos, hasta llegar a un total de 60 minutos con un 2% de inclinación.

  3. Incorpora intervalos de carrera corta un día a la semana para quemar una gran cantidad de calorías en un período de tiempo corto. Corre sobre la cinta durante 30 segundos y luego camina 90 segundos, repitiendo el ciclo cada 20 a 25 minutos. Este tipo de entrenamiento requiere que los músculos de tus piernas, incluyendo los de la parte interna de los muslos, se contraigan rápida y forzadamente durante la carrera corta de 30 segundos, lo que te ayudará a deshacerte del aspecto abultado de esta zona.

  4. Haz estocadas (lunges) en cada sesión de entrenamiento de resistencia de piernas una vez a la semana. Haz estocadas caminado con mancuernas durante la primera semana, estáticas con barras en la segunda y laterales la tercera, activando los músculos internos del muslo en varias direcciones. Continúa alternando estos tipos de estocadas durante los entrenamientos siguientes.

  5. Realiza sentadillas sumo con mancuernas en cada entrenamiento. Entrelaza un extremo de una mancuerna entre los dedos de ambas manos de tal manera que cuelgue bajo tu pelvis; coloca tus pies a una distancia mucho mayor que el ancho de tus hombros y apunta los dedos de los pies hacia afuera en forma diagonal. Flexiona las piernas hasta que tus muslos estén casi paralelos al piso, luego presiona tus talones y vuelve a ponerte de pie.

Consejos y advertencias

  • Aumenta gradualmente el peso que usas para los ejercicios de piernas hasta que te cueste completar de 6 a 12 repeticiones por serie. Esto te asegura que estás desarrollando y tonificando los músculos de tus piernas, reduciendo los bultos de grasa en la parte interna de los muslos. Anota tus ejercicios para ver tus progresos, lo que estimulará tu motivación para continuar entrenando.
  • Haz sólo un ejercicio de carrera corta por semana para prevenir las lesiones por esfuerzo excesivo; hacer múltiples sesiones de carrera corta puede resultar extenuante y ejercer mucha fuerza, desgastar y dañar tus articulaciones.

Más galerías de fotos



Escrito por paula quinene | Traducido por paula santa cruz