Cómo quitarse un arete en el ombligo que es un aro de plata

Cuando perforas por primera vez tu ombligo, regularmente se coloca un aro de plata. Adicionalmente, se pueden comprar algunos para utilizar después de que se remueve la joyería de perforación. Después de utilizar el aro de plata por un período de tiempo, probablemente quieras quitarlo para utilizar un tipo diferente de arete para el ombligo. Sin importar la razón por la que quieras retirar la joyería, debes asegurarte de que la perforación haya sanado. Esto requiere de meses a un año, según reporta el Center for Young Women’s Health en el Children’s Hospital, en Boston.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Jabón antibacterial
  • Toalla de papel
  • Jalea de petróleo

Instrucciones

  1. Lava tus manos y el área de tu ombligo con un jabón antibacterial. Enjuaga bien. Seca tus manos y el arete del ombligo con una toalla de papel para disminuir la transferencia de bacterias.

  2. Afloja la bolita que está en el aro girandola hacia la izquierda con una mano mientras sostienes firme el aro con la otra mano. Si la bola gira, pero no se afloja, trata de deslizarla a lo largo del aro para revelar la abertura.

  3. Desliza el aro de plata por el ombligo fuera de la perforación. Si no sale fácilmente, aplica una delgada capa de jalea de petróleo al aro para facilitar el movimiento.

  4. Limpia el aro del ombligo con jabón antibacterial si planeas utilizarlo de nuevo. Permite que se seque antes de guardarlo. Dejar la plata húmeda puede provocar que se manche o se oxide.

Consejos y advertencias

  • Contacta a tu perforador para cambiar el arete de plata para el ombligo si quieres cambiarlo antes de que el área haya sanado, recomienda la Association of Professional Piercers.
  • Si el área del ombligo te da comezón, está roja o duele, contacta a tu perforador o a un médico para determinar si eres alérgico al aro de plata o si la perforación está infectada antes de retirar el aro. El aro proporciona una forma de que la perforación drene si está infectada, de acuerdo con la American Academy of Family Physicians.

Más galerías de fotos



Escrito por casey holley | Traducido por laura de alba