Cómo quitar verrugas con hilo

Escrito por janet contursi | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez
Hilo.

Las verrugas son pequeñas lesiones cutáneas benignas que se encuentran en áreas alrededor del cuello, entrepierna y axila. Pueden ser causadas por un virus; un desequilibrio hormonal; o por la fricción contra la piel de alguna cosa, como una pieza de joyería o u cinturón de automóvil. A diferencia de los desórdenes inflamatoria de la piel, las verrugas no son dolorosas a menos que algo se frote contra ellas o las corte. Pero si te molestan las verrugas antiestéticas, uno de los simples tratamientos es quitarlas con un pedazo de hilo, de acuerdo con dermatólogos del Skin Center.

Instrucciones

Vierte algo de alcohol en la gasa y limpia el área alrededor de la verruga.

Toma el hilo y límpialo con el alcohol.

Enrolla el hilo alrededor de la verruga. Colócalo tan cerca de la base de la verruga como sea posible.

Ata el hilo con un nudo apretado, luego haz otro nudo para que no se desate.

Corta los extremos del hilo con la tijera previamente limpiada con alcohol para que los extremos no se enreden en nada.

Espera de varios días a una semana hasta que la verruga se caiga. El hilo debe inhibir el suministro de sangre de la verruga, causando que se muera.

Aplica alcohol al área durante el periodo de espera para mantenerla tan limpia de gérmenes como sea posible.

Aplica peróxido o ungüento antibacterial al área después de que la verruga se caiga, hasta que el área sane completamente.

Cubre el área con un vendaje estéril o gasa después que la verruga se caiga hasta que sane completamente.

Consejo

Evita que otras verrugas crezcan vistiendo ropa holgada y evitando que la joyería o cinturones de seguridad irriten tu cuello.

Pide a un médico que quite la verruga si este método no es exitoso. Tu médico puede quitarla congelándola, por electrólisis o con tijera quirúrgica. También puedes probar otros remedios, incluyendo aplicar una crema de venta libre.

Puedes quitar verrugas mientras estás embarazada, pero habla con tu médico primero.

Advertencias

Habla con tu médico antes de quitar una verruga para asegurarte de que es benigna y no otro tipo de desorden de la piel o el resultado de un desequilibrio hormonal subyacente.

Para evitar la infección, mantén el área, el hilo y la tijera tan limpios como sea posible.

Llama a tu médico si un crecimiento aparece en la misma área. Las verrugas no deben volver a crecer.