Quemazón en el talón al estirar

La quemazón en el talón mientras estiras puede ser indicio de muchas enfermedades diferentes. Tendonitis, espolones óseos, fascitis plantar y fracturas por estrés son sólo algunas causas de dolor de talón. El talón es una estructura que incluye huesos, músculos, tendones y fascia. Todas estas estructuras deben trabajar en conjunto apropiadamente para evitar dolor y lesiones. El tratamiento para el dolor de talones empieza con reposar el talón, colocar hielo en la zona lesionada, estirar y fortalecer la zona dentro de un rango libre de dolor, y usar ortopedia o soportes para el pie.

Tendonitis de Aquiles

La tendonitis de Aquiles es la inflamación del tendón de Aquiles. Este conecta el hueso del talón a los músculos de la pantorrilla. El tendón suele inflamarse por su uso excesivo al practicar deportes o correr. El resultado puede ser un dolor leve o severo, así como sensibilidad e inflamación. El tendón podría agravarse si tienes pie plano o trauma. Si no lo tratas o si se lastima más, el tendón de Aquiles podría rasgarse o cortarse completamente. El dolor podría aumentar durante el estiramiento debido a la inflamación de los tejidos.

Espolones óseos

Los espolones óseos suelen generarse donde el ligamento y el tendón se encuentran con el hueso. Se deposita tejido óseo aquí debido a que el cuerpo siente el estrés excesivo a lo largo del ligamento o tendón. Empieza a doler cuando este desarrollo óseo roza contra los tejidos circundantes. Al estirar, el dolor podría aumentar debido a que el espolón óseo está estresando a los tejidos del talón. Puede generar un dolor agudo y fuerte y una pérdida de movimiento, que son asociados con la fascitis plantar.

Fascitis plantar

La fascitis plantar es la inflamación de tejido grueso en la parte inferior del pie, desde los dedos hasta el talón. Suele generar un dolor agudo y punzante en la mañana o después de un largo período de descanso o de estar parado. Esto afecta a las personas que tienen sobrepeso, que están embarazadas o que tienen un soporte pédico inadecuado. La fascitis plantar también es un proceso inflamatorio y podría agravarse al estirar el talón donde se adjunta la fascia plantar.

Fracturas por estrés

Las fracturas por estrés son pequeñas rajaduras en el tejido óseo. Suelen ser consecuencia de lesiones reiteradas o de una lesión por uso excesivo. La extremidad inferior, incluyendo el talón, puede ser afectada porque las articulaciones que soportan el peso son susceptibles a este tipo de lesión. Las fracturas por estrés podrían tener lugar donde el tejido se pega al hueso debido al tirón del tejido suave del hueso. El estiramiento podría agravar el dolor ya que las dos puntas de la fractura por estrés se frotan entre sí. Este dolor puede ser agudo y ardiente.

Más galerías de fotos



Escrito por dr. johnson chiro | Traducido por maría marcela mennucci