Cómo quemar la grasa abdominal en 10 minutos por día

Lo más importante que puedes hacer para quemar grasas es consumir una dieta saludable y no consumir más calorías de las que quemas diariamente. No obstante, contar las calorías y consumir alimentos saludables no siempre es suficiente. También debes ejercitarte para quemar el exceso de grasas. No hace falta que ejercites durante horas diariamente. Puedes quemar la grasa abdominal al ejercitar 10 minutos por día. El secreto es realizar ejercicios compuestos que te ayuden a desarrollar músculos en una sucesión rápida para que tu frecuencia cardíaca se mantenga elevada y obtengas un beneficio cardíaco al mismo tiempo. Quemarás más calorías de esta forma que las que quemarías al caminar o trotar durante la misma cantidad de tiempo. La mejor parte es que no necesitas pesas o equipamiento para realizar este entrenamiento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Entra en calor suavemente y trota en el lugar durante un minuto.

  2. Realiza la mayor cantidad de flexiones de brazo (pushups) que puedas en un minuto. Haz cada flexión de brazo lo más rápido que puedas con una buena forma. Está bien si necesitas descansar durante un minuto, pero intenta no descansar más de unos segundos por vez.

  3. Haz la mayor cantidad de sentadillas (squats) que puedas en un minuto. Hazlas lo más rápido que puedas mientras mantienes una buena forma, lo que significa conservar tu espalda derecha y tus pies plantados firmemente en el piso. No extiendas de más tus rodillas más allá de los dedos de los pies. Descansa por unos segundos si te hace falta.

  4. Haz la mayor cantidad de saltos de tijera (jumping jacks) que puedas en un minuto. Para hacer un salto de tijera con una buena forma, asegúrate que tus dedos se toquen cada vez que levantas los brazos sobre tu cabeza. En este momento probablemente te comiences a sentir bastante cansado, por lo que descansa unos segundos si te hace falta.

  5. Descansa un minuto.

  6. Repite nuevamente los pasos 2 a 4. La segunda ronda de ejercicios será mucho más difícil, por lo que descansa con más frecuencia, pero solo si te hace falta.

  7. Enfríate con un trote ligero en el lugar durante un minuto.

Consejos y advertencias

  • Si tienes tiempo extra, haz algunos estiramientos antes y después del entrenamiento.
  • Bebe un vaso extra de agua después del entrenamiento para reponer el agua que perdiste por la transpiración.
  • Haz este entrenamiento al menos tres veces por semana. Si lo deseas, puedes hacerlo hasta cinco veces por semana.
  • No ejercites de más. Si en cualquier momento durante el entrenamiento sientes que te vas a desmayar o que tus músculos duelen, detente y descansa.

Más galerías de fotos



Escrito por jason jensen | Traducido por silvina ramos