Puré de frutas como sustituto del azúcar en productos horneados

El puré de frutas se obtiene procesando la pulpa de las frutas. Puede sustituir al azúcar refinada en los productos horneados ya que contiene fructosa, el azúcar natural de la fruta. Los purés conservan el sabor, color y aroma de la fruta de la cual provienen y agregan mucha fibra. Ya que también contienen agua, es importante reducir el líquido en la receta en 1/4 taza siempre que reemplaces azúcar con puré. Una taza de 8 onzas de puré de frutas equivale a 1 a 2 cucharadas de azúcar, dependiendo de lo dulce que quieras que quede tu receta.

Combina el sabor

Los purés de frutas quedan mejor en recetas como el pastel de zanahorias y el pan de plátanos que tienen vegetales o frutas como ingredientes. Combinar el sabor de la fruta de la cual proviene el puré es la mejor forma de agregarlo a la receta. Por ejemplo, en el pan de plátanos, el azúcar refinada se puede sustituir por puré de plátanos manteniendo el sabor deseado. Un plátano mediano maduro rinde alrededor de 6 a 8 onzas de puré.

Puré de manzanas

Las manzanas se deben cocinar para hacer puré. Este se puede usar en pasteles, bollos y panes rápidos como sustituto del azúcar. Las mejores manzanas para puré son aquellas con un sabor suave, como las Gala o las Red Deliciuos. Evita usar manzanas ácidas como las Granny Smith. Para hacer 1 taza de puré de manzanas sin azúcar lava, pela, quita el centro y corta 2 manzanas medianas y cocínalas a fuego medio por 25 minutos. Deja enfriar ligeramente las manzanas y písalas con un pisapatatas. Si quieres que el puré sea más suave, hazlo en una licuadora.

Papayas

Las frutas tropicales como la papaya hacen purés inusuales para pasteles y bollos. Para hacer puré de papaya lava, enjuaga y seca una fruta mediana. Retira la piel con un pelador de vegetales. Corta la papaya por la mitad a lo largo y retira las semillas con una cuchara. Enjuaga cada mitad con agua para asegurarte de que no quede ninguna semilla. Luego coloca la pulpa en una licuadora. Una papaya rinde 10 onzas de puré, o el suficiente para sustituir 2 cucharadas de azúcar en una receta.

Algunas veces no hay un sustituto

En algunos casos el puré de frutas no puede sustituir al azúcar en una receta, debido al papel esencial del azúcar en el proceso químico del horneado. El azúcar estabiliza las claras de huevo, hace que la masa se dore en los pasteles y atraer la humedad que mantiene frescos a los productos horneados. Los purés de frutas no pueden realizar ninguna de esas funciones. Antes de sustituir el azúcar por puré de frutas, debes entender cómo funciona el azúcar en una receta.

Más galerías de fotos



Escrito por cynthia b. astle | Traducido por maria eugenia gonzalez