¿Por qué no puedes perder peso durante la menopausia?

La menopausia es una condición natural, relacionada con la hormona que marca el final de la edad fértil de la mujer. Los cambios asociados con esta afección pueden llevar a tener un aumento de peso y resulta notablemente más difícil para que puedas perder las libras no deseadas. Aún así, la pérdida de peso durante o después de la menopausia no es imposible mientras se realicen algunos ajustes en tu rutina de ejercicios y en tu dieta.

Conceptos básicos

Durante la menopausia, tus ovarios dejan de enviar los óvulos a tu útero, ya que produces menos de las hormonas progesterona y estrógeno y menstrúas con menos frecuencia antes de que se detenga la menstruación en su totalidad. Los cambios hormonales asociados con la menopausia tienen un número de efectos, incluyendo la reducción de la capacidad del cuerpo para utilizar eficazmente las calorías en la dieta, lo que hace que ganes grasa en el abdomen en vez de en tus caderas, piernas y brazos. A su vez, un aumento significativo en los niveles de grasa abdominales pueden aumentar los riesgos de tener una variedad de problemas de salud graves, incluyendo el cáncer de mama, enfermedades del corazón, diabetes y cáncer de colon.

Ejercicio

A pesar de los cambios en tu cuerpo, puedes revertir el aumento de peso relacionado con la menopausia, dice Mayo Clinic. Los cambios relacionados con el ejercicio que pueden ayudarte a perder peso incluyen el hacer ejercicio aeróbico regular y realizar ejercicios de entrenamiento de fuerza como halterofilia, que mejoran el metabolismo aumentando tu fuente de músculos que queman calorías. Para el ejercicio aeróbico, prueba caminar de manera enérgica, andar en bicicleta, bailar o hacer aeróbicos en el agua. Además del levantamiento de pesas, puedes ganar músculo con ejercicios calisténicos o bandas de resistencia. Haz al menos media hora de actividad aeróbica casi todos los días de la semana y fortalece los músculos al menos dos días a la semana.

Cambiar tu dieta

La menopausia puede reducir los requisitos diarios de calorías a tanto como 200 calorías. Para evitar ganar peso, tienes que bajar tu ingesta de calorías a aproximadamente esta misma cantidad. Para estimular la pérdida de peso, reduce aún más la ingesta de calorías o reduce las porciones que comes en las comidas. Sin embargo, no escatimes en los alimentos saludables como frutas y verduras y mantén tu consumo de calorías diarias dentro o por encima del mínimo recomendado de 1.200 calorías. Evita los alimentos y las sustancias alimenticias que promuevan el aumento de peso, incluyendo los productos de trigo refinado, azúcar y grasas saturadas.

Consideraciones

Las mujeres que ganan tan poco como cuatro o cinco libras a los 50 años, o posteriormente, pueden aumentar sus riesgos de padecer cáncer de mama en un 30%, dice Mayo Clinic. Probablemente tienes riesgos para padecer dolencias relacionadas con la barriga significativamente elevados si tu cintura mide 35 pulgadas o más. Afortunadamente, la grasa del vientre comienza a desaparecer relativamente rápido cuando empiezas a hacer ejercicio de manera regular. Recibe el apoyo de tu familia y amigos para alentar tus esfuerzos de pérdida de peso y habla con tu médico antes de comenzar un nuevo programa de ejercicios.

Más galerías de fotos



Escrito por m. gideon hoyle | Traducido por maria gloria garcia menendez