Problemas de rodilla al caminar cuesta arriba

Caminar te hace sentir muy bien. Aumenta tu energía, te levanta el ánimo y acelera tu metabolismo. Sin embargo, hacer una caminata cuesta arriba puede dejarte listo para aparcar tus zapatos para caminar una vez que los problemas de rodilla comienzan. El dolor que aparece por caminar cuesta arriba suele ser causado por uno de los dos síndromes comunes de la rodilla. Ambos son un reto, pero se pueden tratar.

Síndrome de dolor patelofemoral

Uno de los problemas más comunes de rodilla es el síndrome de dolor patelofemoral, y sentirás esta dolor agudo cuando estés caminando cuesta arriba. Se considera una dolencia por uso excesivo, y se da cuando la patela o rótula de la rodilla, no sigue adecuadamente a la ranura en el fémur, el hueso en el muslo. A veces, el fémur golpea repetidamente en la cara inferior de la tapa de la rodilla. El dolor alrededor y debajo de la rótula es intenso cuesta arriba debido a la presión que se aplica sobre la articulación.

Tratamiento para el dolor patelofemoral

El tratamiento del dolor patelofemoral requiere una visita a tu médico. Él querrá que descanses la rodilla, que le apliques hielo durante 20 minutos por vez y, posiblemente, que tomes antiinflamatorios como el ibuprofeno. Cuando el dolor desaparezca, tendrás que trabajar con un fisioterapeuta para fortalecer los cuádriceps, los cuatro músculos en el muslo que ayudan a estabilizar la rodilla. Deberías ser capaz de volver a una rutina de caminata luego de seis semanas de rehabilitación. Un pequeño porcentaje de los pacientes no responden a la terapia y puede ser necesario que un cirujano restaure la parte inferior de la rótula.

Síndrome de la banda iliotibial

Otro problema común de rodilla al caminar cuesta arriba es el síndrome de la banda iliotibial. Este comienza en la cadera, baja por la pierna y cruza la rodilla. Está hecho de tejido fibroso grueso. La flexión constante de la articulación de la rodilla al caminar, sobre todo cuesta arriba, puede irritar la banda iliotbial. Esta inflamación provoca hinchazón y dolor lateral de rodilla a través de la rótula, el que sientes con más intensidad cuando vas cuesta arriba. El dolor suele ser tan grave que tienes que dejar de hacer ejercicio por completo.

Tratamiento para la banda iliotibial

Tratar el síndrome de la banda iliotibial es un reto. Tu médico te ordenará detener toda flexión de la rodilla para darle la oportunidad de descansar. Tendrás que aplicarte hielo durante 20 minutos cada vez, posiblemente, tomar antiinflamatorios e incluso colocarte una inyección de cortisona si la hinchazón no cede. Una vez que el dolor y la hinchazón desaparecen, tendrás que trabajar con un preparador físico para estirar la banda iliotibial y fortalecer el músculo que la soporta, el glúteo medio. Sin embargo, a veces la terapia falla. En esos casos, los pacientes pueden necesitar cirugía para cortar la banda iliotibial donde cruza la rodilla.

Más galerías de fotos



Escrito por james roland | Traducido por rafael ernesto díaz