¿Los probióticos ayudan con los gases?

Todo el mundo tiene gases intestinales y muchos pasan de 1 a 4 pintas de ellos en todo el día, de acuerdo a la National Digestive Diseases Information Clearinghouse. Aunque es algo normal, puedes buscar alivio si piensas que ocurre con demasiada frecuencia o si se acumulan frecuentemente en tus intestinos y hacen que te sientas incómodo. Tomar ciertos tipos de probióticos a diario podría ayudarte a reducir el malestar.

Desequilibrio bacteriano

Tu intestino está lleno de microorganismos, pero no todos son malos. Las bacterias "amigables" ayudan a proteger tu sistema digestivo contra las que causan enfermedades y te permitirán digerir y absorber correctamente lo que consumes, según el National Center for Complementary and Alternative Medicine. Sin embargo, algunas circunstancias pueden contrarrestar este equilibrio. Por ejemplo, tomar antibióticos puede matar a las bacterias buenas y malas, además las condiciones infecciosas pueden causar un aumento de las bacterias malas.

Un tratamiento potencial

Si tus intestinos contienen mayores cantidades de bacterias malas, serás susceptible a desarrollar condiciones no deseadas, como los gases abdominales persistentes, además del estreñimiento, hinchazón y diarrea. El consumo de probióticos puede ayudar a reducir los problemas de exceso de gases mediante la formación de colonias temporales y dándole a tus bacterias naturales un poco de tiempo para reconstruir su ejército. También se han relacionado con mejoras en las condiciones tales como el síndrome del intestino irritable y las infecciones intestinales, de acuerdo con Mayo Clinic. Comer yogur, que es rico en probióticos, también puede ser más digerible para ti, incluso si eres intolerante a la lactosa.

Investigación

En un estudio del 2000 en el "American Journal of Gastroenterology," los pacientes con síndrome de intestino irritable que recibieron una dosis diaria de probióticos durante cuatro semanas experimentaron significativamente menor flatulencia que el grupo que recibió el placebo. Un estudio realizado en 2006, también publicado en el "American Journal of Gastroenterology", encontró que otro tipo de probiótico fue significativamente más eficaz que el placebo en la reducción de problemas tales como la hinchazón y flatulencia en los pacientes con síndrome de intestino irritable. A la luz de esta evidencia prometedora, la investigación adicional ayudaría a establecer una relación clara entre la dosis y el tipo de probióticos que es mejor para reducir los problemas de gases.

Consideraciones

Si generalmente eres sano, puedes añadir probióticos a tu dieta diaria consumiendo alimentos como el yogur, miso y algunas bebidas de soja y jugos, de acuerdo con Mayo Clinic. Lee tus productos cuidadosamente antes de comprarlos. Cualquier producto que contenga probióticos debe indicar "cultivos vivos y activos" en su etiqueta. Sin embargo, no todas las especies o cepas son ideales para aliviar el gas así que pídele a tu médico un consejo individualizado. También te puede dar aviso previo suficiente sobre los posibles efectos secundarios de cualquier producto que elijas. Por ejemplo, los probióticos pueden llegar a causar problemas digestivos temporales leves tales como los gases y la hinchazón en algunas personas.

Más galerías de fotos



Escrito por christa miller | Traducido por barbara obregon