Cómo prevenir que los niños envíen mensajes de texto en exceso

El número de niños que posee teléfonos móviles pasó de 45% en 2004 a 75% en 2010, según el Pew Research Center. Los mensajes de textos de los adolescentes promedian 50 por día y 15% de los adolescentes los envía más de 200 veces por día y se consideran que usan esta aplicación de manera "intensa". A muchos niños y adolescentes es difícil darles otra actividad o capturar su atención mientras envían mensajes, según Lorena Proud, una consejera escolar en el distrito escolar independiente de Nacogdoches, Texas. Y si decides dar a tu hijo un celular con privilegios de mensajes de texto, pon límites para garantizar que esto no se apodere de su vida.

Nivel de dificultad:
Moderado

Instrucciones

  1. Discute el tema de mensajes de texto con tu hijo antes de que de hecho comience a causar problemas. Habla con tu niño acerca de cuánto y cuándo es apropiado enviar mensajes de texto e infórmale sobre los efectos negativos de los mensajes de texto tales como la falta de atención, ansiedad y un lenguaje inapropiado.

  2. Predica con el ejemplo. Los niños aprenden de sus padres y están influenciados por sus acciones. Si no permites que tu hijo use su teléfono durante un determinado tiempo, como durante las comidas en familia, también debes evitar usar el tuyo.

  3. Crea lugares y tiempos en el hogar cuando no está permitido el uso de teléfonos celulares. Esto puede ser durante la tarea, en la mesa, mientras asisten a servicios religiosos o en las reuniones familiares. Recuerde que eres el padre y tienes la palabra final sobre qué tipo de comportamiento de mensajes de texto permites.

  4. Mira tu factura de teléfono móvil. Puedes encontrar información detallada para supervisar cuántos mensajes de textos son enviados y recibidos por cada línea en tu plan de teléfono. Si observas varios miles, habla con tu hijo sobre la comunicación utilizando otros medios, incluyendo llamar o hablar cara a cara.

  5. Comunícate con tu proveedor de teléfono móvil para poner límites y controles parentales en línea telefónica de tu hijo. El control parental permite a los padres a vigilar las horas cuando se puede usar y no el teléfono, y poner límites en el número de mensajes enviados y recibidos cada mes.

Más galerías de fotos



Escrito por amanda rumble | Traducido por paulina illanes amenábar