Donde practicar kayak en el norte de Georgia

Desde apacibles arroyos hasta grandes embalses, el norte de Georgia ofrece una amplia gama de opciones para hacer kayak, hasta el punto de que la elección del mejor destino es una tarea de enormes proporciones. El mejor lugar para navegar en kayak es en gran medida una cuestión de preferencia personal, pero si quieres poner a prueba tu habilidad en aguas bravas torrenciales o en silencio capturar algunos peces desde tu kayak, en el norte de Georgia lo tienes todo.

El libre fluido del Chattooga

El río Chattooga es uno de los pocos grandes ríos del sureste que todavía fluye libremente, sin el estorbo de presas y obstáculos artificiales. El río corre a lo largo de la frontera entre Georgia y Carolina del Norte, donde los flujos de aguas blancas tienen una reputación bien merecida como algunos de los mejores en ambos estados. Los novatos que practican kayak, y los que tienen nivel intermedio, pueden aprender en numerosos rápidos clase II y III alrededor de Earls Ford, mientras que las secciones con rápidos clase IV como Bull Sluice son para palistas experimentados. No te olvides de echar un ojo al paisaje circundante. El río cae a través de gargantas rocosas y espesos bosques, a menudo sin muestras de influencia humana en millas a la redonda. Chattahoochee National Forest ofrece numerosos sitios de acceso.

A lo largo del río Toccoa

Para kayakistas en busca de una experiencia de río más relajado, el Toccoa River Canoe Trail es tranquilo y de fácil navegación. El trayecto de 14 millas fluye entre Deep Hole Recreation Area y Sandy Bottom Recreation Area en Fannin County. Hay algunos rápidos leves en el camino, pero el agua es sobre todo plácida ya que serpentea a través del bosque. Puedes lanzar una línea buscando lubina de boca chica (se necesita una licencia de pesca vigente de Georgia) o tomar una cuantas fotos de los bosques, campos y humedales a medida que te lleva la corriente. Puedes explorar todo el recorrido a lo largo de un día o tomar las cosas con calma y pasar la noche en el campamento de las tierras del Servicio Forestal entre Margret y Butt Bridge.

Millas de aguas abiertas

Clarks Hill Lake está ubicado en la frontera entre Georgia y Carolina del Norte y abarca más de 70.000 acres. Las aguas abiertas del lago principal son dominio de los barcos de pontón, botes de motor y motos acuáticas, pero las bahías y calas que forman 1.200 millas de costa del lago son territorio privilegiado para kayaks. Clarks Hill Lake es más conocido por su pesca y quienes lo intentan son a menudo recompensados ​​con grandes ejemplares de lobina, mojarra, bagre y dorada. Aquellos que pescan desde un kayak pueden remar para atraer a la superficie a sus presas desde aguas poco profundas y con profundidad media que tienen refugios tales como camas de algas, madera sumergida, costas rocosas y bajadas. Los puntos de pesca incluyen Mistletoe State Park, Elijah Clarke State Park y Fort Gordon Recreation Area, entre muchos otros.

A través del Tallulah Gorge

El río Tallulah es un destino poco común que ofrece todo lo que un amante del kayak podría desear en un solo río. La parte alta se caracteriza por tener rápidos de fáciles a moderados en la Clase II y III, con secciones calmadas de agua de lento balanceo. La sección central se divide en varios embalses grandes, cada uno abierto para practicar kayak y pesca. La parte inferior del Tallulah alberga la característica más conocida del río, la parte escarpada del Tallulah Gorge, donde ruge el agua a través de paredes de roca estrechas que forma rápidos y remolinos de carrera creciente. La quebrada ofrece acción emocionante en aguas bravas en cualquier momento, pero cuando el agua es liberada de la presa Tallulah durante cinco fines de semana al año, el río se transforma en las aguas bravas más emocionantes (y desafiantes) en el estado.

Más galerías de fotos



Escrito por richard corrigan | Traducido por mario francia