¿Es posible perder peso masajeando el vientre?

Los sistemas para hacer ejercicio de pie con un cinturón sobre el vientre se popularizaron en la década de 1970. Estas máquinas, que supuestamente se hacían cargo de la grasa abdominal mediante la vibración, fueron particularmente populares entre las clases altas, según la Kansas Historical Society, que cuenta con uno de estos aparatos entre sus colecciones. Mientras que los ejercitadores a base de cinturones y similares parecen ser una manera de deshacerse de la grasa abdominal sin esfuerzo, los profesionales del entrenamiento te recomiendan evitar deslumbrarte con aquellos equipos y aparatos que prometan una ruta fácil y rápida hacia la pérdida de peso.

Antecedentes

Los ejercitadores a base de vibraciones tienen una historia intrigante. La Kansas Historical Society indica que estos aparatos comenzaron a circular desde mediados de la década de 1850. Estas máquinas, que simulaban masajes, decían tener como propósito ablandar la grasa en el cuerpo, haciendo que fuese más fácil de "desechar". Sin embargo, otros fabricantes indicaban que sus máquinas fortalecían los músculos, haciendo que la grasa se notase menos. Los consumidores que utilizaron estos aparatos "masajeadores" del vientre podían relajarse y leer el periódico, o incluso dormir una siesta, mientras estos hacían magia en 15 minutos de uso o menos. Hoy en día, los aparatos como cinturones para los abdominales y a base de pilas están de moda, según indica la entrenadora personal Maia Appleby. Algunos de estos cinturones, que supuestamente estimulan los músculos, dicen ser tan efectivos como hacer 700 sentadillas.

Entrenamiento con vibración

El entrenamiento a base de vibraciones corporales, o WBV (Whole body vibration training) también sigue esta misma tecnología que sacude todo el cuerpo. De acuerdo al American Council on Exercise, los que así se ejercitan se colocan de pie o se sientan en una plataforma vibratoria. En teoría, las máquinas WBV funcionan haciendo que tus músculos se contraigan, lo que aumenta la masa muscular. La investigación científica provee evidencia del aprovechamiento de esta tecnología en los pacientes con necesidades especiales, como aquellos con la enfermedad de Parkinson o esclerosis múltiple, así como los adultos mayores. Algunos vendedores de estas máquinas aseguran que apenas 10 minutos de entrenamiento con vibración equivalen a una sesión de una hora de entrenamiento en el gimnasio.

Mitos sobre la pérdida de peso

En la década de 2000, la Federal Trade Commission tomó acción legal en contra de varios comercializadores de "cinturones abdominales" por hacer publicidad falsa y engañosa hacia los consumidores. Cuando se investigó aparatos tales como el Ab Tronic, AB Energizer, Ab Force y Fast Abs, la FTC indicó que la propuesta engañosa hecha por los fabricantes es que estos aparatos permiten abdominales planos, "de lavadero" sin ejercicio. El ACE indica que aún no existen pruebas definitivas que permitan concluir que las máquinas con plataformas de vibración sean de algún beneficio para el adulto saludable promedio que desea estar en forma. Lo mejor es no poner tu confianza ciega en el entrenamiento con vibraciones y apegarte a las reglas básicas para la pérdida de peso: ejercicio aeróbico, entrenamiento de fuerza y una dieta baja en calorías.

Solución a la pérdida de peso

Como regla general, evita el equipo de ejercicio que prometa impresionantes resultados con únicamente unos pocos minutos al día, o que declare que es posible reducir mágicamente la grasa abdominal. Para una pérdida de peso garantizada y un abdomen de volumen reducido, asegúrate de tener por lo menos 150 minutos de ejercicio de intensidad moderada por semana. Combina eso con sesiones de entrenamiento en fuerza por lo menos dos veces a la semana para un mejor resultado. Pero si quieres reducir la grasa abdominal y perder peso, más ejercicio es siempre mejor. Asegurarte de que no acumulas calorías en exceso también es una parte importante de la pérdida de peso exitosa. Para perder 1 libra de peso corporal cada semana, genera una disminución de 500 calorías cada día, ya sea contándolas de tu dieta regular o aumentando tu nivel de actividad física.

Más galerías de fotos



Escrito por lisa sefcik | Traducido por rubén moreno