Cómo poner rastas en un rodete

Las rastas son cuerdas largas de pelo que se hacen anudando secciones individuales y dejando que se endurezcan durante un período de meses. Aunque la forma más común de usar las rastas es dejarlas largas y sueltas, a veces quieres despejar tu cara. En un clima cálido o cuando entrenas, generalmente es más cómodo apilar tus rastas en un rodete que dejarlas sueltas. Si usas tus rastas para ocultar la banda elástica lograrás un peinado de aspecto limpio y prolijo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Banda elástica para la cabeza

Instrucciones

  1. Ata tus rastas en una cola de caballo alta con una banda elástica. Debido a que las colas de caballo de rastas suelen ser muy gruesas, el uso de una banda que luzca como un elástico para cola de caballo, a la venta en la mayoría de las farmacias y tiendas de cadena, te permite reunirlas todas en un solo manojo. Envuelve el elástico dos o tres veces alrededor de tu cola de caballo, según qué tan gruesa sea tu cola.

  2. Tuerce tus rastas de las raíces hasta las puntas, dejando dos rastas colgando en la parte inferior de la cola de caballo.

  3. Mete los extremos en la parte inferior de abajo del rodete, sujetándolos debajo de la parte inferior del elástico.

  4. Envuelve las dos rastas sueltas alrededor del rodete, tirando de éstas hacia arriba desde la parte inferior y atándolas en la parte superior. Para atar tus rastas, envuelve una alrededor de la otra como lo harías en el primer paso para atar un cordón de zapato. Tira de las rastas con firmeza para ayudar a mantener el rodete levantado y firme.

  5. Mete las rastas sueltas debajo de la parte inferior del rodete, agarrándolas del elástico o metiéndolas en el rodete mismo.

Más galerías de fotos



Escrito por s.r. becker | Traducido por nieves fragola