Cómo poner antideslizante en zapatillas de baloncesto gastadas

Tienes un par de opciones para mejorar el agarre en las zapatillas de baloncesto gastadas. La primera es hacer que recubran las suelas con un servicio de reparación que se especialice en calzado deportivo. Por lo general, los servicios de calzado incluyen parches y volver a coser la parte superior, como parte del servicio. Otra opción es la restauración de la suela de una manera que reduzca el deslizamiento y mejore el agarre. En el caso de que no uses tus zapatos de baloncesto de todos los días, la restauración de las suelas podría ser una solución económica.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Agua
  • Jabón líquido
  • Balde de plástico de un galón
  • Cepillo de cerdas duras
  • Cepillo de alambre
  • Toallas de papel
  • Guantes de látex
  • Restaurador de color para zapatillas deportivas
  • Trapo limpio

Instrucciones

  1. Mezcla una solución de agua y detergente líquido en un balde de plástico de un galón.

  2. Limpia la suela de goma y laterales de las suelas con un cepillo de cerdas duras y la solución jabonosa. Frota las superficies de goma cuidadosamente, asegurándote de eliminar la suciedad y los residuos de las cavidades de los surcos y los hilos texturados en las suelas.

  3. Sumerge las cerdas de un cepillo de alambre en el agua jabonosa. Frota las plantas y los lados de los zapatos a fondo para abrir los poros de la superficie de goma.

  4. Enjuaga las suelas y los lados con agua limpia. Seca todo con toallas de papel.

  5. Ponte guantes de látex. Aplica una cantidad generosa de restaurador de color para calzado deportivo a un trapo limpio. Cubre las plantas y los lados cuidadosamente con el restaurador de color. Si es necesario, aplica más cantidad al trapo mientras avanzas.

  6. Coloca los zapatos en una mesa o en el suelo con la suela hacia arriba. Permite que el restaurador de color se active por completo hasta que las plantas y los lados de los zapatos brillen notablemente.

  7. Ponte los zapatos y prueba el agarre sobre madera u otra superficie lisa. Puede ser que sea posible hacer más antideslizantes las plantas lavando por segunda vez con el cepillo de alambre húmedo, seguido de otra aplicación de restaurador de color.

Consejos y advertencias

  • Las suelas deben tener un poco de textura o hendiduras. Las zapatillas totalmente gastadas deben ser resueladas.
  • No intentes profundizar las hendiduras o los hilos con un cuchillo o metal caliente.

Más galerías de fotos



Escrito por william machin | Traducido por lucia ayala