Pilates y la piel suelta

Los ejercicios de Pilates ofrecen enormes beneficios, como la mejora de la flexibilidad y el equilibrio. También pueden ayudar a tonificar y afirmar la piel suelta. Los ejercicios de Pilates se centran en los movimientos específicos para tonificar y fortalecer los principales grupos musculares del cuerpo, y puede ser una solución para ayudarte a concretar áreas de tu cuerpo que están más flácidas de lo que quisieras.

Ejemplos de ejercicios

Hay cientos de diferentes ejercicios de Pilates que se pueden incluir en tu entrenamiento, para apuntar todos los diferentes músculos en tu cuerpo. Desde la preparación de brazadas para atacar la espalda superior hasta el ejercicio de preparación de abdominales para trabajar los músculos abdominales, no importa donde tengas la piel floja en tu cuerpo, puedes encontrar los ejercicios de Pilates para trabajar esa zona.

Variaciones de pilates

En realidad, hay varios tipos diferentes de Pilates que se pueden practicar y hay variaciones de cada ejercicio que puedes probar. Todos estos pueden ser útiles en tu objetivo de endurecer la piel suelta en tu cuerpo. El pilates tradicional es el tipo más conocido y comúnmente practicado, con otros métodos, incluyendo Stott Pilates y Pilates de aguante. Mientras que las formas tradicionales de Pilates se centran en ejercicios de peso corporal, el tipo Stott y otros tipos usan equipos para llevar a cabo la mayoría de los ejercicios.

Planear tu entrenamiento

Incluso con todos los ejercicios de Pilates adecuados incluidos en tu entrenamiento, si no tienes el plan de entrenamiento adecuado configurado, no vas a obtener los resultados que buscas. Trata de hacer tu entrenamiento por lo menos de cuatro a cinco veces a la semana, con cada entrenamiento con una duración de alrededor de 30 a 45 minutos. Además, no te olvides de calentar antes de tu entrenamiento y estiramiento por lo menos durante cinco a 10 minutos después del entrenamiento.

Cómo encaja tu dieta

La dieta es siempre un factor clave, y no importa la cantidad de trabajo duro que estés poniendo en tus entrenamientos, si no estás comiendo lo correcto, no serás capaz de deshacerte de la piel floja. Mantén un déficit calórico de 500 calorías menos cada día para perder con seguridad cerca de una libra (0,5 kg) de grasa corporal por semana. Basa tus comidas alrededor de las frutas frescas, vegetales, grasas saludables y alimentos ricos en proteínas, y evita el exceso de sal y azúcar para prevenir la hinchazón y la acumulación de grasa.

Cosas para pensar

En ciertos casos, el Pilates por sí solo no puede ser capaz de devolver completamente la piel suelta a su estado natural. Especialmente si has sufrido una pérdida significativa o rápida de peso, el ejercicio puede no ser lo suficientemente eficaz para alcanzar tus metas y la cirugía plástica puede ser la única opción. Siempre consulta con un médico si estás comenzando una nueva rutina de ejercicio o si no estás consiguiendo los resultados que deseas.

Más galerías de fotos



Escrito por michelle dawn | Traducido por daniel cardona