Cómo persuadir a las jóvenes de no ser madres adolescentes

Puede ser difícil de creer que una adolescente quiera convertirse en madre, pero algunas lo desean. Ya que no es probable que tu sueño sea convertirte en abuelo por el bebé de tu hija adolescente, es importante que hagas todo lo necesario para persuadirla de no embarazarse hasta que sea un adulta establecida con los medios financieros y la madurez necesaria para cuidar a un niño. Ten en cuenta que la conversación sobre el embarazo adolescente no es algo que debas discutir solamente una vez con tu hija, sino que es una conversación que debes tener regularmente para mantener la noción fresca en su mente.

Nivel de dificultad:
Moderado

Instrucciones

  1. La Brookings Institution of Washington D.C. aconseja discutir las desventajas educacionales de convertirse en una madre adolescente con tu hija. Habla con ella sobre el hecho de que las madres adolescentes tienen menor probabilidad de terminar la escuela, y menos aún de ir a la universidad. Puedes ir más allá y recordarle todo lo que perderá siendo una mamá adolescente como el no poder continuar con el deporte ni salir con sus amigos con regularidad. Puedes recordarle que si se embaraza, puede ser que no vaya a su baile ó a su ceremonia de graduación, o incluso no llegue a la universidad. Algunas veces enfocarlas en todo lo que perderán puede ser suficiente para persuadir a las adolescentes de abstenerse de sexo o de practicar sexo seguro.

  2. Infórmale a tu hija que su salud y la salud de un bebé podrían estar en riesgo por su edad. De acuerdo a MayoClinic.com, las adolescentes tienen mayor probabilidad de tener complicaciones en el embarazo como bajo peso de los bebés en el nacimiento, anemia y presión arterial elevada que las mujeres que esperan a ser mayores para tener bebés.

  3. Pregúntale a tu hija si piensa que tener un bebé hará que su novio se case con ella o se quede con ella. De acuerdo a la información de la página web del Dr. Phil, al tiempo de la publicación, 8 de cada 10 padres adolescentes se convierte en un padre ausente que paga menos de $800 de pensión para su hijo cada año. Además, los niños nacidos de padres adolescentes son más propensos a vivir en la pobreza. Algunas adolescentes tienen una imagen mental ideal de la familia perfecta que tendrán si se embarazan, como el tener un bebé y vivir felizmente para siempre con sus novios. Aclárale a tu hija que la probabilidad de que eso ocurra es baja.

  4. Dile a tu hija cómo sería su futuro financiero si tiene un bebé siendo adolescente. De acuerdo a información del 2010 proveniente de Planned Parenthood, sólo un 5 por ciento de las madres adolescentes terminan por lo menos dos años de universidad cuando cumplen 30 -- y un 80 por ciento de todas las madres adolescentes tienen el apoyo de alguna asistencia pública, como asistencia social o cupones para alimentos. Esto significa que tu hija no será la madre manejando una lujosa camioneta para la práctica de fútbol, llevando zapatos de diseñador, comprando pañales de marca, o tomando esas divertidas vacaciones en la playa y yendo a los parques de diversiones cada año.

Más galerías de fotos



Escrito por tiffany raiford | Traducido por esteban arenas