Pérdida de peso en el segundo trimestre

En el segundo trimestre de tu embarazo, lo peor de la náuseas matutinas debe haber quedado atrás, si es que alguna vez las has experimentado, según el sitio web SheKnows Baby & Pregnancy. En el segundo trimestre, deberías estar ganando la mayor parte del peso de todo el embarazo. La American Pregnancy Association dice que no es motivo de alarma si el aumento de peso no es perfectamente consistente semana a semana, pero si comienzas a perder peso marcadamente después del primer trimestre debes ponerte en contacto con tu médico inmediatamente.

Explicaciones

SheKnows Baby & Pregnancy indica que a veces una caída repentina en la retención de líquidos puede causar la pérdida de peso en el segundo trimestre. Si estabas reteniendo agua y has reducido el consumo de sal en tu dieta, o has tomado otras medidas para corregir la situación, es posible bajar algunas libras cuando hayas eliminado el líquido retenido. Si tenías sobrepeso en el momento de concebir, no se espera que ganes tanto peso en el segundo trimestre como una mujer que comenzó su embarazo con un peso saludable. Pero la explicación de la pérdida de peso en el segundo trimestre podría ser más grave. Los informes de la American Pregnancy Association dicen que un súbito cambio en el peso más adelante en el embarazo pueden ser señal de preeclampsia o hipertensión inducida por el embarazo. Otras causas pueden incluir la falta de líquido amniótico o diabetes gestacional, ambas complicaciones igualmente serias.

Directrices

La American Pregnancy Association informa que deberías estar ganando 1 a 2 libras a la semana durante el segundo trimestre, a menos que hayas empezado el embarazo con sobrepeso. Luego es aceptable un aumento de 1 libra por semana, en los últimos seis meses del embarazo.

Investigación

The Journal of Nutrition informa sobre un estudio de casi 11.000 mujeres que experimentaron baja ganancia de peso durante el embarazo. El estudio relacionó la baja ganancia de peso de la madre, ya sea en su segundo o tercer trimestre, con el IUGR, es decir el retraso del crecimiento intrauterino del bebé. El American Journal of Clinical Nutrition indica que el peso que gana una madre en su primer y segundo trimestre se correlaciona directamente con el crecimiento de su bebé, aunque el aumento de peso en el primer trimestre tiene un mayor impacto en el tamaño de un recién nacido.

Peligros

El aumento de peso en el segundo trimestre es muy importante, así que si tu pérdida de peso es intencional, debes dejar de tratar de bajar inmediatamente. El peso que se gana es crucial para el desarrollo de tu bebé. También proporciona las reservas de grasa necesarias para la lactancia materna después del parto. Si no ganas suficiente peso, esta situación puede dar lugar a un parto prematuro y puede afectar el crecimiento del bebé. Si aumentas menos de 20 libras en todo el embarazo, es posible que des a luz a un bebé pequeño para su edad gestacional porque está desnutrido.

Recomendaciones

Si el aumento de peso se ha detenido y tu médico ha descartado cualquier complicación que podría ser la causa de ello, la American Pregnancy Association recomienda que realices modificaciones a tu dieta. Si habitualmente te saltas el desayuno, empieza a comer un pedazo de pan tostado con queso o mantequilla de maní para darte un impulso de proteínas. Come bocadillos entre horas incorporando alimentos saludables que contengan proteínas, minerales y calcio en lugar de consumir solamente tres comidas regulares al día. Los jugos ricos en vitamina C o betacaroteno también son adiciones saludables a tu dieta durante el embarazo, y no te harán ganar libras innecesarias que luego del parto te podría costar bajar.

Más galerías de fotos



Escrito por beverly bird | Traducido por luis eduardo barbosa