La pérdida de peso y los ojos hundidos

La pérdida de peso y los ojos hundidos son síntomas útiles de enfermedades en las personas, ya que son muy fáciles de identificar. La mayoría de los individuos son conscientes de cuánto pesan y cómo fluctúa su peso, y los cambios inesperados pueden ser motivo de preocupación. De manera similar, los ojos hundidos son muy fáciles de identificar en uno mismo y en otros. Juntos, estos dos síntomas probablemente se deban a una variedad de condiciones.

Ojos hundidos

Los ojos hundidos pueden volverse oscuros, ya sea debido a las sombras o los tonos violáceos en la piel. Es un aspecto muy diferente al que tiene bolsas bajo los ojos, que por lo general muestra hinchazón debajo de los ojos. Los ojos pueden parecer estar más atrás de lo normal, dando la condición de su nombre.

Pérdida de peso

Aunque la pérdida de peso puede hacer referencia a un esfuerzo intencional para bajar de peso de manera segura, cuando se relaciona con los ojos hundidos, es casi siempre algo preocupante. La pérdida de peso por lo general indica que el cuerpo no está absorbiendo nutrientes en forma apropiada, ya sea debido a la falta de suministro de los nutrientes o de la incapacidad del cuerpo para hacer el proceso adecuado, absorber y aplicar los nutrientes consumidos a través de tu dieta. Cualquier cosa más allá de la fluctuación normal, mayor a unas cuantas libras para la mayoría de las personas, se debe considerar como pérdida de peso inexplicable.

Causas posibles

Una causa principal de los ojos hundidos y la pérdida de peso es la desnutrición y posiblemente la inanición. En muchos casos, esto se observa en personas que son pobres y no están recibiendo los nutrientes necesarios, pero podría estar relacionada con una enfermedad o problema digestivo que impide que tu cuerpo absorba los alimentos adecuadamente. La deshidratación es otra causa posible; si bien no tengas una pérdida extrema de peso, es posible que notes un cambio de unas pocas libras. También puedes sufrir otras enfermedades que pueden ser auto-inmunes o imposibles de identificar sin una visita al médico.

Riesgos

En muchos casos, las condiciones que causan la pérdida de peso y los ojos hundidos deben ser tratados antes de que se desarrollen complicaciones más serias. La desnutrición y la deshidratación pueden llevar a la muerte a través del tiempo, y otras posibles afecciones, como el SIDA o ciertos tipos de cáncer, pueden requerir tratamiento médico consistente y procedimientos de emergencia. Otros efectos secundarios pueden desarrollarse desde el principio o aparecer a medida que la condición empeora. Estos pueden incluir náuseas, vómitos y mareos, entre otros, de acuerdo con la Cleveland Clinic.

Consideraciones

Si no puedes identificar la causa de tu pérdida de peso y los ojos hundidos, debes visitar a un médico rápidamente para tener la causa identificada. Puedes estar sufriendo una condición que, si no se trata, puede ser mortal. Además, independientemente de lo bien que puedes diagnosticarte tú mismo, un médico puede hacer recomendaciones profesionales de los cambios de estilo de vida que beneficien tu salud, y sugerir o recetar medicamentos u otros tratamientos.

Más galerías de fotos



Escrito por jonathan croswell | Traducido por sofia loffreda