Cómo perder peso si tienes metabolismo lento

Si estás teniendo problemas para perder peso, puede que quieras utilizar la excusa de que tienes un metabolismo lento. Aunque muchos podrán desestimar esa excusa, la ciencia afirma que probablemente podría ser verdad, de acuerdo con un estudio publicado en PubMed Health. Sin embargo, esto no es un consuelo si eres tú quien sufre de un metabolismo lento como resultado de una condición de salud oculta o malas elecciones de estilo de vida. Afortunadamente, existen cosas que puedes hacer para alcanzar tus metas de pérdida de peso, incluso si tu metabolismo no es tan rápido como podría ser.

Nivel de dificultad:
Moderada

Instrucciones

  1. Programa una cita con tu médico si piensas que podría haber una razón médica por la que no estás perdiendo peso.

    Programa una cita con tu médico si piensas que tu incapacidad para bajar de peso podría deberse a un problema de salud. Un médico puede evaluar otros síntomas que podrías presentar para determinar si hay una causa oculta que está alentando tu metabolismo. Si el problema es una enfermedad, pregunta a tu médico para manejar tu plan de pérdida de peso.

  2. Come alimentos ricos en proteínas, como carnes magras, productos de pollo, nueces, huevos y frijoles.

    Come alimentos ricos en proteína como las carnes magras, productos de pollo, nueces, huevos y frijol. Debido a que el músculo quema más calorías que la grasa, estos alimentos te ayudarán a mantener más masa muscular y menos grasa corporal. La mayoría de las fuentes saludables de proteínas también proporcionan opciones de comidas bajas en calorías y bajas en grasas, lo que lleva a un incremento en la pérdida de peso con el tiempo.

  3. Enfócate en los alimentos naturales que sean fáciles de digerir. Los alimentos naturales y orgánicos son más fáciles de descomponer y convertir en energía. Si tienes un metabolismo lento, no querrás comer alimentos altamente procesados que sean difíciles de digerir y, por lo tanto, más propensos a ser convertidos en grasa.

  4. Dale sabor a las comidas.

    Dale más sabor a las cosas. Agregar ingredientes como la pimienta de cayena, chiles jalapeños, jengibre y canela pueden ayudarte a acelerar tu metabolismo incluso después de terminar de comer. Estas especias pueden usarse para hacer que alimentos naturalmente desabridos sepan mejor, de manera que te resulte más sencillo comer alimentos saludables y lograr perder peso.

  5. Asegúrate de consumir por lo menos 1.200 calorías al día.

    Asegúrate de consumir por lo menos 1.200 calorías al día. Resiste la necesidad de reducir demasiado las calorías o tu cuerpo entrará en modo de hambruna. Tu metabolismo comenzará a ralentizarse para poder conservar energía. Esto tendrá un impacto negativo en tus metas de pérdida de peso, especialmente si ya tienes un metabolismo lento.

  6. Incrementa tu nivel de actividad de manera que puedas quemar más calorías.

    Incrementa tu nivel de actividad, de manera que quemes más calorías. Encuentra diferentes maneras de estar activo cada día. Camina alrededor del edificio durante la hora de la comida, ofrécete como voluntario para ayudar con el equipo de atletismo de tu hijo o trabaja en algunos proyectos de mejoras al hogar. Conforme te vayas volviendo más activo diariamente, será más fácil introducir algo de ejercicio regular y ejercicios de fortalecimiento en tu estilo de vida.

  7. Bebe varios vasos de agua fría cada día. Beber agua fría puede ayudarte a acelerar tu metabolismo. De acuerdo con el sitio web Doctoroz.com, cuando bebes agua fría, tu metabolismo se incrementa a los 10 minutos y permanece acelerado por lo menos por otros 30 minutos después de beberla. Tu temperatura corporal se elevará ligeramente conforme trabaja para calentar el agua que bebiste. Cuando tu cuerpo está más caliente, suda más conforme tu metabolismo se acelera.

Más galerías de fotos



Escrito por amber keefer | Traducido por reyes valdes