¿Puedo perder peso con un reboteador?

Un reboteador también conocido como mini-trampolín, y la mayoría de los modelos miden alrededor de 3 pies de diámetro. No sólo es agradable y cómodo, sino también puede ser un ejercicio que ayuda a perder peso. Otros beneficios incluyen la desintoxicación, tonificación, mejora el metabolismo y aliviar el estrés. Cuánto peso quieres perder, y con qué rapidez, determinará el entrenamiento con reboteador que elijas. Preferiblemente úsalo con los pies descalzos, porque esto ayuda a evitar que los pies se deslicen sobre la superficie de la estera. Puedes incorporar el rebote a un programa de pérdida de peso completo que incluye otros ejercicios, como caminar, andar en bicicleta y el entrenamiento con pesas. Siempre consulta a tu profesional de la salud antes de comenzar un programa de ejercicios.

Factores en la pérdida de peso

Los factores que influyen en la cantidad de peso que se pierde con los rebotes, y con qué rapidez, incluyen la cantidad y la intensidad del rebote. Cuanto más frecuentemente rebotes y por períodos más largos en cada entrenamiento, más probabilidades hay de perder más peso. Además, al rebotar con más intensidad, tienes una mejor oportunidad de perder peso más rápidamente.

Rutina básica

Puede rebotar en diferentes intensidades, como el rebotar suavemente en el reboteador o vigorosamente trotar en tu lugar o saltar más arriba de la colchoneta. Para la pérdida de peso máximo, sin embargo, realiza una rutina de rebote más intensa. Calienta rebotando suavemente, y trabaja hasta rebotar más alto de la colchoneta y ejercer más esfuerzo y energía. Alterna esto con un poco de footing y carreras de velocidad en tu lugar. Si apenas estás comenzando a hacer ejercicio y rebotar, empieza por rebotes por tan sólo unos minutos a la vez. Poco a poco alarga tu entrenamiento de rebotes en 30 minutos o más. Enfría al final de cada sesión de ejercicios mediante el rebote más lento, de forma menos vigorosa.

Variedad

Para tener algo de variedad en tu entrenamiento de rebote para pérdida de peso, incluye movimientos como saltos. Hazlo lo más rápido que puedas para mayor eficacia en la pérdida de peso. Asegúrate de que tu reboteador es lo suficientemente grande, sin embargo, antes de realizar saltos sobre el mismo. También para un poco de variedad, salta en tu reboteador retándote a tu mismo para saltar tan alto como te sea posible de la colchoneta sin dejar de ser seguro. Los movimientos más intensos de este tipo pueden producir una mayor pérdida de peso.

Ejercicio para el cuerpo completo

Los reboteadores no son sólo para ejercicios que se realizan de pie. Para un ejercicio de cuerpo completo eficaz que puede tonificar tus abdominales, piernas y espalda, siéntate en el reboteador, manteniendo los pies en el suelo al lado del reboteador. Levanta los pies en el suelo mientras te inclinas ligeramente hacia atrás. Mantén los brazos rectos mientras que balanceas tu cuerpo en el reboteador. Después de haber conseguido familiarizarte con este movimiento, trata de hacerlo, mientras que alargas las piernas hacia arriba y hacia fuera. Sabrás que estás realizando este movimiento correctamente cuando el torso y las piernas forman una "V".

Más galerías de fotos



Escrito por judy wilson | Traducido por verónica sánchez fang